Buscan en Zaragoza a una joven desaparecida que podría haber sido asesinada

  • Un individuo se suicidó el sábado tras dejar una nota en la que aseguraba que había matado a una mujer de su entorno. El equipo de búsqueda ha hallado el cadáver de una joven sin identificar.

Más de cien agentes del Cuerpo Nacional de Policía y de la Guardia Civil forman parte del dispositivo de búsqueda de una joven de 29 años desaparecida y que podría haber sido asesinada por un hombre que se suicidó el sábado dejando una nota en la que aseguraba que había matado a una mujer de su entorno. Según fuentes de la Jefatura Superior de Policía de Aragón, la búsqueda se está llevando a cabo en la zona comprendida entre las localidades zaragozanas de María de Huerva y Muel, un total de 14 kilómetros de caminos rurales y zonas de matorral y arbolado. La búsqueda comenzó el domingo, pero este lunes se han unido a las labores un helicóptero y una unidad especialista de guías caninos, ambos con base en Madrid, ya que las tareas de localización del cuerpo están resultando muy complicadas debido a la amplitud y orografía del terreno.

El equipo de búsqueda ha encontrado el cuerpo sin vida de una joven, con signos de violencia, en la zona en la que la estaban buscando, han informado fuentes policiales. El cadáver ha sido encontrado en el término municipal de María de Huerva, dentro de uno de los túneles en los que buscaban las fuerzas de seguridad, oculto entre la hierba. Las mismas fuentes han indicado que, por el momento, no se conoce la identidad de la fallecida.

El sábado, a última hora de la tarde, la Policía Nacional recibió una llamada en la que se alertaba de la ubicación de un coche mal aparcado, en la zona de Valdespartera, en cuyo interior había una funda de escopeta y varias notas, y poco después esta misma persona volvía a llamar para asegurar que a pocos metros del vehículo había un cadáver. Trasladados al lugar, agentes de la Policía Nacional encontraron el cadáver de un joven, identificado como José Manuel G.B., de 28 años y vecino de Zaragoza, quien al parecer se había pegado un tiro con una escopeta.

En el interior del turismo había varias notas escritas por el joven, una de ellas de despedida dirigida a su familia y otra en la que se aseguraba que él mismo había matado a una mujer de su entorno, cuyo cuerpo había abandonado en un lugar ubicado entre las localidades de María de Huerva y Muel. En un principio, los agentes pensaron que se trataba de su novia, pero fue localizada con vida y no fue hasta el domingo cuando supieron la identidad de la posible víctima, después de que la familia de una joven presentara una denuncia por su desaparición en una comisaría de distrito.

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios