De la Vega niega que haya discrepancias en el Gobierno por el aborto

  • Mujeres divorciadas apoyan a Aído y dicen que un feto de 13 semanas no es un ser humano

Comentarios 2

La vicepresidenta primera del Gobierno, María Teresa Fernández de la Vega, negó ayer que haya discrepancias en el seno del Ejecutivo ante la reforma de la ley del aborto y la posibilidad de que las menores puedan interrumpir su embarazo sin consultar a su familia. "Nada, no hay discrepancias", señaló tajante en los pasillos del Congreso. Al ser preguntada de nuevo por los periodistas, la portavoz del Gobierno declinó hacer más comentarios.

También fue interrogada por este asunto la vicepresidenta económica del Gobierno, Elena Salgado, quien se limitó a señalar que está "de acuerdo" con el presidente del Gobierno, José Luis Rodríguez Zapatero, quien avaló el martes el anteproyecto asegurando en la decisión de la adolescente que se plantea abortar deben evitarse "interferencias determinantes" de los padres.

Sin embargo, la posibilidad de que se permita que las menores de 18 años pueden abortar sin consentimiento paterno, recogida en el anteproyecto que maneja el Gobierno, ha sido cuestionada por dirigentes socialistas como el presidente de Castilla-La Mancha, José María Barreda. Además, ayer mismo, el ministro de Educación, Ángel Gabilondo, expresó sus dudas sobre la medida y se mostró partidario de que una menor que se está planteando abortar "tenga cerca alguna persona mayor". "Es muy importante", agregó.

Por su parte, el presidente del PP, Mariano Rajoy, acusó al presidente Zapatero de "faltar al respeto" a padres, madres e hijas con su postura. A juicio del líder popular estas declaraciones revelan el "concepto" de padre y madre que tiene el presidente del Gobierno, al tiempo que consideró que lo que necesita una "niña" ante esta situación es "cariño, apoyo y afecto".

Además, la presidenta de la Federación de Mujeres Separadas y Divorciadas, Ana María Pérez Campo, coincidió con la ministra de Igualdad, Bibiana Aído, en señalar que un feto de 13 semanas no es un ser humano, tal como hizo Aído el martes en la Cadena Ser. "Es evidente que que un feto de 13 semanas todavía no es un ser humano, es un proyecto de ser humano", dijo.

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios