Marchando una de 'Piratas'

  • Telecinco presenta su más ambicioso proyecto de ficción para 2011, una historia "muy de aventuras" con unos corsarios en la Galicia de principios del siglo XVIII

Habrá cierta concesión a la Historia, pero esta historia se encamina sin rodeos a la aventura literaria, al tebeo y al cine clásico. "Para contar la Historia están los documentales, estamos hablando de una ficción, de entretenimiento", recalca Carlos Portela, el creador de estos personajes que intrigan en la Galicia de principios del siglo XVIII, recién llegado al trono Felipe V. Esto es Piratas, con Óscar Jaenada, a su vez recién llegado de Hollywood de la última entrega de los cinematográficos Piratas del Caribe. Jaenada es Álvaro Mondego, un miembro de la nobleza española que se mete en problemas y termina enrolado en la tripulación de Bocanegra (el actor vasco Aitor Mazo), el temido pirata de los acantilados del Finisterre. Este es el proyecto más notable en el proceso de renovación de su plantel de ficciones que presenta Telecinco para el primer semestre de 2011. En Piratas hay depositadas muchas esperanzas con el objetivo "de sorprender al espectador" y confirma los nuevos caminos que han trazado las productoras españolas tras Águila roja, La señora, Hispania o la propia Tierra de lobos en Telecinco. "Algo como Piratas no es frecuente en la ficción española, el 90% de sus escenas se han grabado en exteriores", apunta a este periódico Leonardo Baltanás, director de Contenidos de Producción de Telecinco. El proyecto lleva el sello de la estrategia del director de ficciones de la cadena privada, David Martínez, que ya en su momento reformó con acierto el prime time de TVE. Piratas está promovida por una filial de la casa, Mandarina, y la historia concebida por el productor ejecutivo Portela, creador de éxitos gallegos como Padre Casares (en Canal Sur fue Padre Medina), viene a rentabilizar el talento audiovisual de la comunidad norteña.

Telecinco ha encaragado los primeros 8 episodios (600.000 euros cada entrega), los que conforman la primera temporada, que aún no se ha concluido por el mal tiempo. Uno de los elementos fundamentales de la serie es una goleta del siglo XIX, que se hallaba varada en el puerto de Almerimar, y que se ha recuperado para esta ficción, con el trajín de los especialistas que ensayan ahora las escenas de un abordaje en pleno puerto de Bouzas, cerca de Vigo. La grabación se ha dispersado por enclaves naturales y monumentales gallegos, como recónditas playas, el castillo de Sotomayor o diversos monasterios que servirán de escenarios a una historia "muy de aventuras" que empezaría a emitirse en torno a febrero delpróximo año.

El nombre más llamativo del reparto es del Pilar Rubio, la próxima presentadora de Operación Triunfo, que debuta a lo grande en la ficción televisiva como una feroz pirata, Carmen, hija del desalmado Bocanegra. Los compañeros de Jaenada-Mondego serán los actores Miguel Ortiz o Áxel Fernández, un niño con proyección. El malvado sin paliativos es el intendente Gaspar Falcón, interpretado por Luis Iglesia, mientras Silvia Abascal es la esposa de éste y el joven Octavi Pujades se convierte en la mano derecha de Falcón frente a los corsarios.

Piratas lleva grabándose desde hace cuatro meses y los pocos interiores se graban en unos estudios de Santiago de Compostela, Plató 1000, donde en estos días se entrecruzan actores y figurantes a la usanza de los primeros años de los Borbones. Es el punto de partida para la acción en las rías gallegas.

Etiquetas

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios