La Junta extremeña prohibe los toros ensogados y embolados

  • Aprueba un reglamento de festejos populares para erradicar cualquier maltrato

La Junta de Extremadura ha prohibido expresamente los toros ensogados y embolados en el reglamento que aprobó ayer para regular las condiciones de promoción, organización y desarrollo de los festejos taurinos populares, con el fin de erradicar "cualquier atisbo de maltrato".

Así lo explicó el presidente de la Junta de Extremadura, Guillermo Fernández Vara. La norma que, entrará en vigor el 1 de enero de 2011, trata de garantizar la seguridad de las personas y de los animales, precisando el presidente extremeño que "formalmente" se prohibe ahora que se puedan dar situaciones como el uso de alfileres contra el toro, como ocurría en los Sanjuanes de Coria (Cáceres), una práctica que ya se prohibió hace dos años.

El decreto prohibe los festejos de toros embolados con fuego, antorchas o similares y toros de cuerda o ensogados.

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios