La Mercedarias, la cantera cofrade

  • La procesión infantil de este centro educativo del Realejo se consolida en las vísperas de Semana Santa con más de 500 participantes

En las vísperas del Viernes de Dolores, cuando la Semana Santa de Granada fluye por todos los rincones, el Colegio de las Mercedarias refrenda una de las convocatorias más multitudinarias: la procesión infantil del Cristo de la Caridad y la Virgen de las Mercedes. Una iniciativa que alcanza este año su quinta edición y que, según la organización, ha superado todas las expectativas, tanto en la participación e implicación de la comunidad educativa como en la repercusión que está teniendo en el barrio y en la propia ciudad.

Son muchos los centros que en estos días realizan sus propias procesiones infantiles -Sagrada Familia o Cerrillo de Maracena son algunos de ellos- con las que se procura mantener vivo el espíritu de la cultura popular. La directora de las Mercedarias, sor María del Carmen Pulido, comenta que con esta iniciativa lo que se quiere es apostar por las tradiciones y la piedad popular, "haciendo partícipe para ello al alumnado, a las familias y también a los docentes".

En la salida no faltó una emotiva salve a la titular mariana que arrebató un sonoro aplauso

Recorriendo las calles del barrio del Realejo, hasta llegar a la plaza del Carmen, han formado esta procesión de las Mercedarias más de 500 niños y niñas vestidos como nazarenos, mantillas y costaleros. Para ello la coordinadora de la procesión y docente del centro, Isabel Blanco, lleva trabajando junto a un gran equipo de voluntarios durante meses para que todo estuviera listo para este jueves de la quinta semana de Cuaresma: túnicas, enseres, insignias, flores de papel… y hasta un paso de palio a trabajadera. Según comenta la "seño" Isabel, "este año hemos querido dar un paso más y seguir profundizando en recrear una verdadera estación de penitencia. Todo lo que hemos preparado es con el mayor decoro y seriedad, incluso hemos encargado la talla de una virgen -Nuestra Señora de las Mercedes- que va con su palio, totalmente hecho por nosotros en el cole".

Con la participación de un grupo de tambores en la cruz de guía, formado por aquellos alumnos que tocan en alguna banda durante la Semana Santa, se ha iniciado esta particular procesión. Cruz de guía, ciriales y nazarenos conformaban los primeros tramos, separados por sus respectivas insignias; tras ellos, las niñas vestidas de negro y ataviadas con la tradicional mantilla española. Y, por supuesto, arropados por todo el patrimonio propio de una cofradía: insignias, simpecado, libro de reglas, estandarte y hasta un banderín dedicado al fundador del colegio: el beato Juan Zegrí. Junto a los pasos la Agrupación Musical San Julián, acompañando al Cristo de la Caridad, y una representación de la banda Villa de Otura, poniendo son y compás al andar del palio de la Virgen de las Mercedes.

A la salida, incluso, no faltó una emotiva salve a la titular mariana de esta singular cofradía, aplaudida por el centenar de personas que aguarda en la puerta: padres y madres, familiares, curiosos, cofrades y hasta medios de comunicación.

El recorrido de la procesión ha llevado a la procesión hasta la plaza del Carmen, donde los niños fueron recibidos por la corporación municipal. El alcalde de Granada, Francisco Cuenca, además de realizar dos llamás, ha subrayado la importancia de iniciativas como ésta, que se convierten en estas fechas en un foco de cultura y tradición.

Y en esta misma línea, la portavoz del grupo popular, Rocío Díaz, señalaba el valor de las procesiones infantiles -cada vez más comunes en la ciudad- y que se convierten en verdaderos semilleros de nuestra Semana Santa.

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios