Plan Estratégico de competitividad de la Consejería

El sector agrario reclama agilidad para el segundo pilar de la PAC

  • Organizaciones agrarias y cooperativas dan un voto de confianza al plan estrella de la Consejería. Carmen Crespo anuncia que movilizará 800 millones de euros en el próximo año y medio.

El sector agrario reclama agilidad para el segundo pilar de la PAC El sector agrario reclama agilidad para el segundo pilar de la PAC

El sector agrario reclama agilidad para el segundo pilar de la PAC

El mes de octubre es la fecha que se ha fijado como plazo la consejera de Agricultura, Carmen Crespo, para que el sector pueda contar con un primer documento de trabajo del Plan Estratégico para la Competitividad del sector agrícola, ganadero, pesquero y agroindustrial y del desarrollo rural de Andalucía 2019-2022, la política estrella del nuevo Gobierno andaluz en esta materia.

La formulación del Plan Estratégico se aprobó en el Consejo de Gobierno del 16 de abril y la pasada semana Crespo lo planteó al sector en la reunión de la Mesa de Interlocución Agraria. ¿Y cómo ve el sector esta propuesta?

El director general de Asaja Andalucía, Félix García de Leyaristy, se felicita por la iniciativa y destaca que lo fundamental es la simplificación administrativa que supone “porque es lo que siempre hemos estado pidiendo; que se desbloqueen los fondos para que salgan a la calle y se dinamice el sector, que es la función del segundo pilar de la PAC”.

Indica que el objetivo del Plan es dinamizar y reenfocar todo el sistema del Programa de Desarrollo Rural (PDR) de Andalucía 2014-2020, mejorando la gestión de esos fondos, de los que el equipo anterior ejecutó 489 millones de euros, de un total de 2.445 millones de euros, lo que significa que sólo se ha puesto a disposición del sector un 20% de los fondos disponibles. Agrega que, según los datos facilitados por la consejera, está comprometido el 55% del dinero disponible, “con lo que queda el 45% restante, que da margen para reorganizar y reenfocar las líneas que van a ser más importantes”.

García de Leyaristy subrayó que los fondos que no están comprometidos y cuya ejecución hay que definir aún irán destinadas a la modernización, para ayudas a la incorporación de jóvenes a la actividad agraria y a la modernización de regadíos, entre otras cuestiones.

Por su lado, el secretario general de COAG-Andalucía, Miguel López, considera que se trata de una iniciativa positiva, porque permitirá analizar los retos del sector, su situación actual y su capacidad de desarrollo futuro, “y debatir acerca de las propuestas concretas que son necesarias para introducir las modificaciones que facilitarán ese desarrollo”.

Once Mesas de trabajo 

Comenta que la Consejería ha propuesto once Mesas de trabajo, “sobre las once cuestiones que considera prioritarias, entre las que se incluyen temas como la simplificación administrativa, la economía circular o la cadena agroalimentaria, que nos parecen fundamentales”. “Cuestiones como los costes de producción o la calidad de las producciones y su identificación en los mercados también consideramos que son esenciales, y que deben abordarse”, agrega López.

“Esperamos -señala el responsable de COAG-Andalucía- que todo esto no acabe con un plan meramente programático y no quede sólo como una declaración de intenciones”. “Ha de haber recursos económicos, pero también marco normativo, porque parte de los obstáculos que actualmente impiden el desarrollo del sector -dice- no dependen tanto del dinero como de un marco legislativo adecuado”. “Es el caso de la simplificación, que depende más de una buena coordinación entre los diferentes departamentos para evitar trámites innecesarios y duplicidades; o que las convocatorias y sus requisitos se entiendan por sí mismos y no sean interpretables, para asegurar una buena gestión”, añade.

Por su lado, Jaime Martínez-Conradi Álamo, director de Cooperativas Agro-alimentarias de Andalucía también considera positivo el Plan Estratégico, “donde parece que se van a abordar temas que preocupan a la federación”. Al igual que las organizaciones agrarias, valora “la simplificación de los trámites administrativos que propone, así como la reducción de los tiempos, el silencio positivo o la flexibilidad en la tramitación de algunas ayudas”.

Cooperativas aplaude el objetivo de invertir el 100% de los presupuestos europeos que corresponden a Andalucía en el período 2014-2020. “Muy positivo también es que se aborde el tema del agua desde el consenso en Andalucía y, por supuesto, trabajar la competitividad de las empresas mediante el impulso a la integración, la exportación y la internacionalización de las empresas”, agrega.

UPA-Andalucía se congratula de “tener voz, junto al el resto de agentes agrarios, para contribuir a la realización de un análisis profundo del sector, pues podemos ser los intermediarios que transmitan de primera mano las necesidades y problemática reales de los agricultores y ganaderos”. También cree muy positivo que el diagnóstico de la situación de la actividad agraria y el medio rural, se haga a partir de la celebración de distintas Mesas específicas de interlocución. “De esta manera -dice UPA-Andalucía, se podrán esgrimir las necesidades, dificultades y potencialidades del sector de forma exhaustiva, para poner ofrecer soluciones adecuadas que mejoren su funcionamiento y rentabilidad”.

“La simplificación administrativa en la gestión y pago de ayudas y la reprogramación de fondos del PDR de Andalucía son los aspectos más importantes de este Plan”, añaden, al tiempo que advierte que el PDR de Andalucía está en su última fase, “por tanto, este plan debe ser ágil para que sea efectivo a corto plazo”.

La consejera subrayó que por vez primera se da voz a los interlocutores agrarios desde el inicio de la elaboración de un Plan Estratégico. “Se trata de un aspecto muy importante para su buen funcionamiento: el diagnóstico del sector”, indicó tras la reunión de la Mesa de Interlocución.

Crespo señaló que la planificación se enfoca, principalmente, a la rentabilidad de los sectores, las mujeres y los jóvenes y entre sus objetivos estratégicos se encuentran tanto incrementar la competitividad, como mantener y mejorar la cuota de mercado de Andalucía en España y el exterior. Además, también persigue aumentar la capacidad de adaptación de los sectores a “entornos cambiantes” para asegurar el crecimiento a medio y largo plazo, “optimizando nuestra eficiencia productiva y respetando el medio ambiente” y potenciar el progreso técnico y tecnológico, “determinante para la productividad y la generación de mayor valor añadido”.

Propuestas

Al hablar de la ejecución de las medidas incluidas en el PDR de Andalucía 2014-2020, Crespo indicó que el “objetivo es convocar y movilizar 800 millones de euros” en el próximo año y medio y para ello explicó que durante los últimos meses la Consejería ha intensificado las tareas para reducir trámites y eliminar trabas burocráticas “uniformando procedimientos y derribando obstáculos para agilizar la Administración”. “Cumplimos lo prometido”, recalcó insistiendo en la apuesta de su Departamento por el relevo generacional y la presencia de la mujer en el sector.

Por último, la consejera destaca que la reunión de la Mesa de Interlocución demuestra la acertada decisión de integrar las antiguas Consejerías de Agricultura y Medio Ambiente, pues ello “permite abordar cuestiones complejas de una forma integradora y buscando el máximo beneficio para todas las partes”.

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios