Finanzas

Agricultores anuncian movilizaciones si no se les reduce la presión fiscal

  • Coag registra pide una rebaja en los módulos que se ajuste a las incidencias sufridas en 2018

El sindicato Coag Almería a su entrada a la Subdelegación del Gobierno para registrar la petición de reducción. El sindicato Coag Almería a su entrada a la Subdelegación del Gobierno para registrar la petición de reducción.

El sindicato Coag Almería a su entrada a la Subdelegación del Gobierno para registrar la petición de reducción.

Comentarios 1

“Los agricultores sienten una indignación terrible”, así se pronunciaba en el día de ayer, Andrés Góngora, secretario provincial de Coag Almería, a su entrada a la Subdelegación de Gobierno para registrar un escrito a diferentes administraciones solicitando la corrección de la Orden por la que se reducen los índices de rendimiento neto aplicables en el método de estimación objetiva del IRPF para las actividades agrícolas y ganaderas afectadas por circunstancias excepcionales en 2018, publicada el pasado día 30 de abril, en víspera de festivo, “tarde y mal”, entienden desde el sindicato y que de ninguna manera “a las situaciones de gravedad que vivió el sector el pasado año, donde hubo una fuerte presencia de virosis, especialmente en pimiento, a raíz de la fortaleza que ha adquirido el Trips como plaga en estos cultivos, dando lugar a serios problemas”.

Y no solo eso, esta organización agraria recuerda también el caso de otras plagas que han golpeado con especial virulencia, como la tuta en el caso del tomate, “que está generando estragos con disminuciones de la producción que superan el 30%. No es comprensible que en la publicación que se ha hecho se olviden de todas estas circunstancias”. Y eso sin contar una crisis de precios durante buena parte del año, especialmente en sus últimos coletazos y donde fue llamativo el caso del pepino, que han impedido una rentabilidad que permita a los agricultores sostener esta fiscalidad. Bajo el sistema de módulos tributa algo más del 90% de los agricultores de la provincia de Almería, donde el modelo de explotación medio es el de pequeña y mediana. De hecho todos los agricultores que facturan por debajo de 250.000 euros brutos anuales utilizan este sistema de valoración objetiva por módulos. “Resulta incomprensible el criterio para rebajar los módulos de los productos hortícolas, que reciben un tratamiento distintos cultivos y que han padecido similares incidencias”, insisten desde Coag, más aún cuando han visto como se ha reducido, entienden que con aleatoriedad, el módulo de calabacín pasando del 0,26 al 0,20 cuando y que ha sido el único en el caso de los hortícolas. Aún así, muy insuficiente según el criterio de la organización, que pide “una reducción que sitúe el módulo al 9% en todos los cultivos. Creemos que sería una tributación justa. Saldría a pagar unos 2.000 euros por hectárea, más o menos. Con ese 26% hablaríamos de liquidaciones por hectárea superiores a los 6.000 euros y la explotación media en la provincia de Almería es de 2,5 hectáreas”, explica Góngora, y por tanto “si el módulo no se corrige hablaríamos de pagos de 12 y 15.000 euros. Algo ahora mismo inasumible por el sector, más aún después de un año como este donde los precios han sido un descalabro constante”.

Por ello, exigen una corrección de errores para la Orden que se adecue a la realidad. Unas correcciones que suelen darse cada año , pero que en este caso esperan de manera urgente y concreta. Si no, ya adelantan que el campo saldrá a la calle a movilizarse, junto con la organización del resto de organizaciones agrarias en los próximos días.

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios