Málaga

Arranca la obra del AVE barato Málaga-Sevilla

  • Las empresas adjudicatarias del baipás de Almodóvar del Río inician los trabajos topográficos 

  • Adif confirma que "en próximas fechas" comenzarán las labores de la maquinaria

Imagen de archivo de un tren Avant a su paso por Almodóvar del Río. Imagen de archivo de un tren Avant a su paso por Almodóvar del Río.

Imagen de archivo de un tren Avant a su paso por Almodóvar del Río.

La solución ferroviaria que permitirá reducir en unos veinte minutos la distancia en tren entre Málaga y Sevilla, arranca. Ocho meses han tenido que pasar desde que el Gobierno central adjudicase las obras de ejecución del denominado baipás de Almodóvar del Río, por un valor cercano a los 12 millones de euros, para que las empresas seleccionadas, Pavasal y Sogeosa, hayan activado la operación.

Así lo han confirmado desde el Administrador de Infraestructuras Ferroviarias (Adif), organismo dependiente del Ministerio de Transporte. Las fuentes consultadas han precisado que la iniciativa se ha activado "con los primeros trabajos topográficos". Una primera etapa que dará paso, "en próximas fechas", al comienzo de las labores de la maquinaria.

Tomando como punto de partida la fecha actual y teniendo en cuenta que el compromiso de las firmas era el de desarrollar la actuación en un máximo de 20 meses, es factible pensar que la culminación del baipás será una realidad en febrero o marzo de 2022. 

La última razón que está detrás del retraso en el inicio de las obras era la finalización del procedimiento de las expropiaciones de los terrenos afectados, paso necesario para su puesta a disposición de la empresa adjudicataria. En total, la actuación afecta a 16 fincas y más de 137.000 metros cuadrados de terreno.

A finales del pasado enero, tuvo lugar el último movimiento administrativo realizado por Adif en el marco del baipás, la contratación de los servicios de consultoría y asistencia para el control de las obras del proyecto por algo más de un millón de euros.

Pese a la oposición en su momento del Parlamento de Andalucía y de varios ayuntamientos, entre ellos el de Málaga, el Gobierno central no modificó los planes del Ministerio de Fomento, Adif y Renfe de construir este atajo para los trenes de alta velocidad en Almodóvar del Río. Esta actuación fue una de las más destacadas de las recogidas en los Presupuestos Generales del Estado de 2019, con una reserva de 11 millones de euros.

Según el Gobierno, el baipás diseñado ofrece capacidad suficiente para las circulaciones previstas sobre estas líneas a futuro, ya que la solución de vía única es similar a la existente en otras líneas de la red de Alta Velocidad ya en explotación y, por otro lado, la solución es compatible con una futura ampliación para dotarla de los equipamientos solicitados en la fase de información pública por la Junta de Andalucía (vía doble y enlaces a distinto nivel mediante estructuras tipo salto de carnero), que podrán ser acometidos cuando las necesidades de los tráficos así lo requieran.

Las obras afectan a un ramal de conexión de 1,7 kilómetros aproximadamente entre el punto 363/302 de la LAV Madrid-Sevilla y el 5/211 de la LAV Córdoba-Málaga, que aprovecharía los escapes ya instalados que existen en ambas líneas (en Almodóvar y en La Marota).

Una vez en servicio este ramal, disminuirán los tiempos de viaje tanto en la conexión con Sevilla como en la de Granada. El nuevo trazado discurre íntegramente en el término municipal de Almodóvar del Río, y tiene un radio mínimo de 500 metros y 28,8 milésimas de pendiente máxima.

Ante las fuertes críticas que el proyecto llegó a recibir años atrás, los responsables del Ministerio de Fomento precisaron a mediados de 2017 que no había alternativa posible que permitiese reducir la distancia entre Málaga y Sevilla a 70 minutos. Sobre el particular, el entonces director general de Infraestructuras, Manuel Niño, aseguró que el único modo de alcanzar estos ritmos de desplazamiento era con la construcción de una nueva vía de alta velocidad entre las dos ciudades. 

La apuesta de Fomento sí va a permitir, una vez ejecutada, pasar de 1 hora y 55 minutos que tarda el tren en este momento a 1 hora y 35 minutos. Incluso, caba la opción de que se ganen otros diez minutos de ahorro si Renfe fija conexiones directas entre Málaga y Sevilla, sin paradas intermedias.

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios