Confederación Hidrográfica del Guadalquivir

La CHG inicia los trámites para declarar sobreexplotado el acuífero de Doñana

  • La declaración afecta a tres de las cinco masas de agua subterráneas

El presidente de la CHG muestra uno de los pozos en Lucena del Puerto. El presidente de la CHG muestra uno de los pozos en Lucena del Puerto.

El presidente de la CHG muestra uno de los pozos en Lucena del Puerto. / José Manuel Vidal/Efe (Huelva)

Comentarios 1

La junta de gobierno de la Confederación Hidrográfica del Guadalquivir (CHG) procederá hoy a la declaración por “el riesgo de no alcanzar el buen estado cuantitativo” de tres de las cinco masas de agua subterránea en las que se ha dividido el acuífero de Doñana. Se trata del inicio de los trámites para considerar el acuífero sobreexplotado.

Se trata de una medida anunciada en el pleno del Consejo de Participación del Espacio Natural de Doñana celebrado el pasado 21 de diciembre, por tratarse de una declaración que está recogida en la Ley de Aguas y la misma permitirá al organismo de cuenca “extremar aún más la conservación de las masas de agua y darle un mayor control para protegerlas”.

La alcaldesa de Almonte, Rocío Espinosa, y las comunidades de regantes del municipio, así como regidores de la comarca del Condado se reunieron ayer con el presidente de la CHG, Joaquín Páez, para abordar esta cuestión.

El Ayuntamiento de Almonte había solicitado mantener el encuentro, tras una declaración institucional aprobada por el Pleno municipal, después del anuncio de la Confederación de declarar el acuífero sobreexplotado.

Tras la reunión, la alcaldesa almonteña explicó que la declaración será efectiva hoy por el riesgo de no alcanzar el buen estado cuantitativo de las aguas subterráneas. Espinosa detalló que les hubiese gustado que se hubiese pospuesto, pero la confederación ha reafirmado su decisión.

Los productores agrícolas esperan que no se paralicen las concesiones a la Comunidad de Regantes para los cultivos

No obstante, la delegación almonteña arrancó de la reunión varios compromisos del responsable de la Confederación, según indicó Espinosa. El primero de ellos, es que la tramitación de las concesiones de agua a la Comunidad de Regantes del Condado va a seguir adelante, a la espera de que la Junta de Andalucía conceda la Autorización Ambiental Unificada. En este punto, la alcalde aseguró que el Ayuntamiento pedirá a la Administración autonómica que agilice los trámites.

Otro aspecto positivo, en opinión de la regidora, es que una vez que se inicien los trámites de la declaración de sobreexplotación, las comunidades de regantes van a estar presentes en las tomas de decisiones y en todo el proceso que se lleve a cabo. Páez también “se ha comprometido a trabajar en la implementación del trasvase de los 15 hectómetros cúbicos de agua” de la demarccióna del Tinto-Odiel-Piedras a la del Guadalquivir y Condado.

Espinosa señaló que el Ayuntamiento estará vigilante a que se cumplan estos compromisos, porque de ellos dependen las 4.800 hectáreas de regadío que concentra el municipio y buena parte del empleo de la zona. En el municipio desarrollan su actividad agraria seis comunidades de regantes, cinco de ellas pertenecientes al Plan Almonte-Marismas y la otra la Comunidad del Condado, de ámbito comarcal. Las primeras, con 2.400 hectáreas de regadío, tienen concesiones de agua.

Por su parte, el delegado del Gobierno en Andalucía, Alfonso Rodríguez Gómez de Celis, ha señalado que con el inicio de la tramitación “espera que la Unión Europea y los tribunales de Justicia entiendan que todas las administraciones públicas, y en concreto las del Estado, están haciendo todo lo posible”.

El Gobierno anuncia un plan “de choque” desde el Seprona contra los pozos ilegales

Gómez de Celis afirmó que a partir de ahora el acuífero quedará mucho más acotado en cuanto al uso responsable del agua y precisó que se trata de una declaración a futuro y destaca que “la declaración de zona sobreexplotada conlleva, por ejemplo, que las autorizaciones sean muchos más limitadas”. “Para que nos hagamos una idea es lo que sucede cuando en las ciudades se declara un zona saturada de ruido, no se puede instalar un bar más, ni locales que emitan ruido”, puntualizó.

Gómez de Celis ha anunciado también la puesta en marcha de un plan “de choque” que se va a impulsar a nivel nacional desde el Servicio de Protección de la Naturaleza (Seprona) de la Guardia Civil junto al resto de las administraciones competentes en la tarea del control de pozos ilegales, destinados a sondeos o a extracción de agua sin concesión, para la inspección y denuncia de estas prospecciones, también en la comunidad andaluza.

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios