albert rivera. presidente de c's

"Ciudadanos aspira a ser un partido de gobierno en la capital"

  • En plena atmósfera preelectoral, y con motivo de su presencia en Huelva, donde ha protagonizado dos actos, el líder del partido naranja aborda los retos más inmediatos desde lo local a lo autonómico

El presidente de Ciudadanos, Albert Rivera, en el patio de la Casa Colón. El presidente de Ciudadanos, Albert Rivera, en el patio de la Casa Colón.

El presidente de Ciudadanos, Albert Rivera, en el patio de la Casa Colón. / reportaje gráfico: josué correa

Comentarios 24

Con su presencia en Huelva, donde el jueves y viernes protagonizó un multitudinario mitin con formato de encuentro ciudadano y una conferencia en la Federación Onubense de Empresarios (FOE), Albert Rivera ha refrendado la labor de su partido en la provincia, donde todas las encuestas le auguran un crecimiento significativo en las elecciones autonómicas, así como en las municipales de mayo. De los sondeos, los desafíos, objetivos, la implantación territorial o la evolución experimentada en los últimos tres años, entre otras cuestiones, habla el presidente de la formación naranja en esta entrevista.

-En 2015 Cs fue el tercer partido más votado en la capital y logró tres concejales. Pero en mitad del mandato se produjo la marcha de dos de ellos, que mantienen sus actas, tras una crisis. Esto ha pasado en otros muchos ayuntamientos. Más allá del Pacto Antitransfuguismo, ¿articularán alguna medida para impedir 'el fenómeno del edil no adscrito'?

-Mientras el Constitucional siga pensando que las actas son de los concejales y no de los partidos que se presentan a las elecciones con listas cerradas, pues hay poco que hacer. El Pacto Antitransfuguismo era un intento de salvaguardar políticamente los intereses de los electores y nosotros creemos que hay que aplicarlo. PSOE y PP lo aprobaron en su día pero no lo aplican, sólo según les interese. En todo caso, y aprovecho la pregunta, Ciudadanos sorprendió efectivamente como tercera fuerza y, aparte de esa crisis que tuvimos, la realidad es que las expectativas siguen siendo iguales o más altas que las que fueron en su día. La expectativa es muy alta en Huelva.

-Hasta cinco concejales les dan algunos sondeos. ¿Se lo cree?

-No queremos ponernos techo porque todo es muy cambiante y hay que ser ambiciosos en el buen sentido e intentar conseguir batallar de tú a tú con los viejos partidos. Hay encuestas de todo tipo, algunas mejores y otras peores. Pero, para ser muy humildes, trabajo, trabajo y trabajo. Y, sobre todo, propuestas para intentar formar gobiernos que cambien la situación y, en este caso, den a la ciudad estabilidad. Para hacer reformas se necesita una mayoría estable y si por algo se ha caracterizado esta legislatura en algunas ciudades de España es por la falta de mayoría y por la falta de aprobación de presupuestos. Creo que Ciudadanos puede colaborar en dos cosas. Primero, en ser ambiciosos con reformas que a lo mejor los viejos partidos no han querido llevar a cabo, sobre todo en el campo de la regeneración democrática, la economía y en tener un plan más allá de los cuatro años. Me refiero a un plan estratégico para la ciudad. En segundo lugar, en dar estabilidad con pactos que permitan sacar presupuestos y sacar ordenanzas porque los ciudadanos demandan que las cosas cambien, pero a la vez mucha gente quiere que haya estabilidad y que no haya muchos dolores de cabeza.

-No pone techo, pero ¿ cuál es la aspiración real en Huelva?

-Ciudadanos aspira a ser un partido de gobierno en Huelva. Creemos que tenemos posibilidades aquí y en otras capitales andaluzas de poder entrar a gobernar la ciudad. Y creo que sería sano y bueno. Es verdad que hubo un cambio de signo político en 2015, pero esta ciudad necesita un plan estratégico, un plan económico que tire también de la provincia, y necesita a nuevas fuerzas políticas que tengan ganas de hacer cambios más allá de la dicotomía PP-PSOE. El papel que le va a tocar jugar a Ciudadanos es intentar conseguir alcaldías y allí donde no las consiga, intentar que haya mayorías estables que logren cambios en la ciudad.

-¿María Martín será la candidata a la Alcaldía de la capital?

-Pues aún no lo sabemos. Ciudadanos hará primarias, según hemos calculado, a principios de año. Las haremos en enero en todos los ayuntamientos de España y también en Huelva.

-¿Aunque aquí no lleguen a los 400 afiliados?

-Hay dos tipos de elección en Ciudadanos. Los estatutos dicen que si hay más de 400 hay que hacer primarias y si no, también votan las agrupaciones y los cargos de la agrupación. La elección no la hará el presidente del partido, sino los cargos orgánicos o los militantes. En todo caso, nosotros el proceso de primarias estatutario lo iniciaremos en enero y no antes porque creemos que el 2018 debe ser un año de trabajo y no de estar mirando hacia dentro. Ahora, quiero llamar la atención de que hay partidos que no quieren que se hagan primarias. Yo creo que es sano porque al final los militantes tienen la legitimidad del voto y nosotros hemos demostrado en estos años que tener democracia interna es compatible con estar unido.

-En ese proceso, ¿aprovecharán la fuerza de la marca y los buenos augurios de los sondeos o primarán a las personas por encima de las siglas?

-Quien quiera venir a Ciudadanos debe cumplir tres cosas. Primero, defender la honestidad y la honradez. Es una premisa básica para estar en política. Dos, tener ganas de trabajar en equipo porque aquí no hay nadie imprescindible, empezando por mi. Y tres, compartir los valores y el ideario del partido. Si se cumplen estos requisitos, lo que decidan los militantes o los cargos del partido también me parecerá bien. También tengo claro que Ciudadanos es un proyecto para toda España que debe tener proyecto local y autonómico. Si estamos creciendo tanto es porque el partido hace tres años no estaba implantado .

-¿Cuál es el grado de implantación en Huelva ahora?

-Hoy el partido está implantado en el 80% de la provincia y casi en el 90% de Andalucía. Hablamos de cifras muy altas de implantación que se deben al trabajo realizado durante estos tres años. Me siento muy satisfecho de que un partido que hace tres años no existía haya crecido tanto. En Andalucía hemos pasado de tener un 9% de voto a una expectativa por encima del 20% en las últimas encuestas y eso demuestra que hay una implantación. No es casualidad. Cuando un partido sube tanto y otros bajan es porque se habrán equivocado en algo y nosotros lo habremos hecho bien.

-¿Por qué han apostado por Rocío Ruiz como cabeza de lista a las autonómicas?

-Ciudadanos nació de la sociedad civil y queremos seguir incorporando talento de la sociedad civil. Es el caso de Rocío y de otros muchos candidatos, como Javier Imbroda en Málaga, una persona que viene del mundo de la educación o el deporte; como Fran Carrillo, quien viene de la consultoría y es un politólogo que se incorpora como independiente; o Ana Llopis, la número dos de Sevilla, una mujer emprendedora.

-¿Están satisfechos con la labor del único parlamentario por Huelva, Julio Díaz?

-Por supuesto estamos contentos con Julio y contamos con él. Creo que es una de las personas que ha trabajado más con muy pocos recursos. Con ocho diputados en el Parlamento se ha hecho una labor complicada de gestión y de exigencia al gobierno por un partido recién creado. Solo puedo estar satisfecho con esa labor, pero creo que Julio y otros muchos compañeros generosos y abiertos a que se incorpore mucha gente están de acuerdo en que en esas primarias y en esas decisiones políticas que se han tomado pueda haber gente independiente. Para mi es un honor que gente de la sociedad civil se incorpore a la política porque la política debe ser eso. Para cerrarse en la endogamia de un partido, para no dejar entrar a nadie, para que el mérito no esté por delante de la mediocridad y que la gente intente poner el codo para que no entre nadie ya están el PP y el PSOE. Estoy orgulloso de que mi partido incorpore a gente aunque no tengan el carnet en la boca. Eso es bueno y en el caso de Rocío Ruiz es un ejemplo.

-¿Qué le parece la propuesta de Casado de cambiar la ley para garantizar que en los ayuntamientos gobierne la lista más votada?

-Eso sería tanto como cambiar la Ley electoral y la Constitución española. Si están dispuestos a hacer algo, pues que lo propongan. La ley dice que gobierna el que tiene mayoría y eso es la lista más votada en España. Evidentemente nosotros creemos que la lista más votada tiene la capacidad de tomar la iniciativa de gobernar pero hay que saber llegar a acuerdos. Si tú no eres capaz de llegar a acuerdos y no tienes la mano tendida, en un país en el que no va a haber mayorías absolutas prácticamente en ningún sitio, es mucho más inteligente dialogar, negociar y llegar a acuerdos. Ciudadanos se ha caracterizado en esta legislatura por tener muchos acuerdos de investidura en muchos ayuntamientos y en comunidades autónomas y eso es un atributo nuestro: la capacidad de entendernos con quien piensa distinto pero comparte unos valores constitucionales, en este caso los partidos constitucionalistas.

-Marca esa línea roja.

-Yo lo digo claramente: con los populistas no vamos ni a la vuelta de la esquina. Al populismo, lejos de legitimarlo, hay que combatirlo intelectual y políticamente. Se ha demostrado en otros países que es malo que el populismo llegue a gobernar. Y en ese sentido, también lo tenemos claro. Apostamos por acuerdos moderados, entre constitucionalistas y si puede ser, de legislatura y estables.

-¿Aunque se les tache de 'veletas' cuando pactan con partidos de diferente color?

-Yo creo que es todo lo contrario. Si alguien crece en los sondeos mientras otros bajan es Ciudadanos. Entonces, los ciudadanos, con mucha sensatez, están primando a los partidos con capacidad de entendimiento y con capacidad de negociar políticas y no etiquetas. Yo estoy muy tranquilo y me siento orgulloso de llegar a acuerdos con quien piensa distinto. Hay partidos que solo se ponen de acuerdo consigo mismos. Ahora, eso sí, lo que quiero en 2019 es liderar, no sólo pedir cambios. Queremos liderar esos cambios y eso implica ser muy ambiciosos y salir a ganar. La gente quiere que ese cambio se palpe ya en los ayuntamientos y en las comunidades.

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios