Andalucía

El Gobierno de coalición resalta el plan de empleo en sus primeros cien días

  • Susana Díaz y Diego Valderas se ufanan de tener un modelo diferente al de Rajoy · El PP lamenta que "es el más radical de la historia y ofrece más de lo mismo"

Como no podía ser de otra manera, PSOE e IU valoran la gestión del Ejecutivo andaluz que mañana cumplirá cien días, mientras que el PP critica al Gobierno de coalición. Para el Ejecutivo presidido por José Antonio Griñán, lo más destacable del inicio de legislatura ha sido la aprobación de un plan de empleo que persigue la contratación de 11.000 andaluces. Ese plan de choque aprobado a finales de julio destinará 200 millones de euros, tendrá vigencia hasta el 31 de diciembre de 2013 y se basa en obras en centros docentes, mejora de infraestructuras en el medio rural y rehabilitación de viviendas.

Así lo consideró la consejera de la Presidencia e Igualdad, Susana Díaz, "satisfecha" con el balance de los primeros 100 días del Gobierno andaluz y con el nivel de cumplimiento de los compromisos por Griñán en su discurso de investidura.

En una entrevista con Europa Press, Díaz destacó que estos primeros cien días han servido a la Junta para demostrar a los ciudadanos que en Andalucía hay "un camino distinto y una hoja de ruta diferente" a la que viene marcando el Gobierno de la Nación, al que ha acusado de "obligar" al Ejecutivo de coalición PSOE-IU a "tomar medidas que no son justas y no compartimos". La titular andaluza de la Presidencia puso en valor que el Gobierno andaluz ha afrontado en sus primeros cien días un escenario complicado que se ha visto agravado por la actitud del Ejecutivo de Mariano Rajoy con "el cuestionamiento de las cuentas y la solvencia de Andalucía o los ataques a nuestro Estatuto de Autonomía". "Nos estamos enfrentando a una situación difícil en la que no tenemos la lealtad del Gobierno de España ni de la derecha de este país", lamentó Díaz, que reivindicó que la Junta está "siendo una garantía para los ciudadanos, que ven en el Gobierno andaluz un camino distinto, una hoja de ruta diferente a la que vienen recibiendo por el Gobierno de España, aunque hay decisiones de Madrid que afectan a la Junta y nos obligan a tomar medidas que no son justas ni compartimos".

Por su parte, el vicepresidente de la Junta y coordinador general de IU, Diego Valderas, aseguró ayer que el Gobierno andaluz ha demostrado en sus 100 primeros días que está "muy del lado de la mayoría social", puesto que su acción se ha centrado en la creación de empleo y la defensa de los derechos de los andaluces recogidos en el Estatuto de Autonomía, frente a las "imposiciones y asfixias continuas" del Gobierno de Mariano Rajoy. En declaraciones a Europa Press, Valderas destacó que la prioridad era el empleo y la lucha contra la pobreza, y destacó el plan de choque y el plan de Fomento de Empleo Agrario (PFEA) con 150 millones más, lo que suma un montante de 350 millones y que 110.000 familias se vean beneficiadas por estas medidas.

El portavoz del Grupo Popular en el Parlamento andaluz, Carlos Rojas, lamentó ayer que el Gobierno autonómico bipartito PSOE-IU en la Junta de Andalucía es "el más radical de la historia" y considera que "ofrece más de lo mismo, confrontación, deslealtad institucional y enfrentamiento". En rueda de prensa Rojas criticó que "en la peor crisis de la historia de Andalucía, ni José Antonio Griñán ni si Gobierno están a la altura de las circunstancias", y criticó que no haya seguido sus consejos para la reforma de la administración y el gasto público.

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios