GRANADA HOY En la batalla del coronavirus: mantenemos nuestra cita en los quioscos con despliegue informativo sobre la pandemia

Andalucía

La Junta alega falta de médicos para abrir tres facultades de Medicina

  • El Consejo de Universidades da luz verde a estos estudios sanitarios en Jaén, Almería y Huelva · El presidente Griñán justifica la decisión con la necesidad de profesionales manifestada por Sanidad

El Consejo Andaluz de Universidades (CAU), reunido ayer en Jaén, aprobó la implantación de tres nuevos grados en Medicina para las universidades de Almería, Jaén y Huelva. El presidente de la Junta de Andalucía, José Antonio Griñán, que presidió la reunión, aseguró que esta decisión responde a la necesidad manifestada por el Ministerio de Sanidad y la Consejería de Salud por el déficit de profesionales sanitarios, provocado por el envejecimiento y el aumento de la población.

Esta decisión se ubica en el contexto administrativo de la aprobación de 73 nuevos títulos de grado por el CAU, ligada al horizonte del nuevo mapa de titulaciones universitarias adaptadas al Espacio Europeo de Educación Superior. Entre ellos se encuentran algunos relacionados con sectores estratégicos como el grado en Energía y Sostenibilidad, Biotecnología, Energías Renovables o Ingeniería Energética. Las universidades de Cádiz, Málaga y Sevilla serán los centros que acogerán un mayor número de estos nuevos grados, que se impartirán "siempre que se cumplan las garantías de calidad y viabilidad académica y cuenten con los recursos materiales y humanos necesarios".

En el caso concreto de las nuevas facultades de Medicina, la lectura de las necesidades profesionales que hace la Administración sanitaria (principal empleador médico del país) ha venido en ayuda de la estrategia política de descentralización de la enseñanza superior en Andalucía y de las demandas detectadas en todas las provincias que ven en la instalación de las facultades universitarias en sus ciudades una fuente de recursos para dinamizar la economía local. Aunque las facultades médicas preexistentes han hecho esfuerzos para dar cabida a más alumnos, a pesar de estar, al menos en algún caso, superpobladas, al parecer no han sido suficientes para que se estimasen innecesarias las nuevas facultades de Almería, Jaén y Huelva. La propia consejera de Salud, María Jesús Montero, reconocía ayer que ese esfuerzo en incrementar las plazas ha conseguido reducir en tres años en un 40% las especialidades médicas deficitarias.

Independientemente del debate, complejo por su contenido y enmarañado por las polémicas, en torno a la falta de médicos en España, lo que sí se da por supuesto es que en una profesión originariamente liberal como la Medicina, se ha impuesto la planificación estatal: los profesionales escasos son más caros. Según explicó ayer la consejera andaluza de Salud, "no es de recibo que personas que quieren estudiar Medicina se queden sin poder cursar dichos estudios por las escasas plazas que se ofertan y que obligan a notas de corte muy altas".

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios