Suceso

Fallece el técnico de ascensores atrapado en un elevador de la calle Rico

  • La víctima, olontense de 52 años, ha sufrido una parada cardiorrespiratoria consecuencia de la asfixia

  • La Policía Judicial investiga por qué se ha activado el ascensor cuando el operario trabajaba sobre el techo

Trágico desenlace en el accidente acontecido esta mañana en un ascensor del número 12 de la calle Rico de la capital onubense. El técnico de mantenimiento de elevadores J.B.C., natural de Gibraleón y de 52 años de edad, ha fallecido por asfixia tras quedar atrapado mientras realizaba la inspección rutinaria del montacargas que lleva a los usuarios del bajo a la primera planta del edificio, donde se ubican una clínica dental y otra de fisioterapia.

La víctima se encontraba sobre el techo del elevador cuando, por causas que por el momento no han trascendido y que ya investiga la Brigada de Policía Judicial del Cuerpo Nacional de Policía de Huelva, se ha activado el mecanismo y se ha iniciado la subida del ascensor, aprisionando al operario en el reducido espacio que quedaba en la parte superior de la zona por la que discurre el montacargas.

Su compañero de trabajo, otro técnico de mantenimiento de ascensores de 27 años, ha sido quien se ha percatado de que al llamarlo este no ofrecía ninguna respuesta. Presa de un ataque de nervios, ha puesto en alerta al vecindario, desde donde se ha efectuado la llamada al servicio de emergencias 112.

Esta comunicación se ha producido en torno a las 10:15, según han indicado a Huelva Información desde el servicio autonómico. Desde allí se ha dado traslado del aviso a Bomberos de Huelva, Policía Local y Emergencias Sanitarias 061, que se han desplazado inmediatamente hasta la zona del accidente laboral. El 091 ha recepcionado el aviso a las 10:37, según han precisado desde la Policía Nacional.

Han sido los efectivos de Bomberos de Huelva los que han logrado sacar al olontense del “reducidísimo espacio” en el que permanecía inconsciente y en parada cardiorrespiratoria pero todavía con vida. Los médicos han tratado de reanimarlo durante unos 20 minutos, pero no han conseguido sacarlo del estado de asfixia en el que se encontraba y solo se ha podido certificar su muerte.

El otro técnico de mantenimiento del elevador también ha tenido que ser atendido por los sanitarios. Sufría una crisis de ansiedad y ha tenido que ser trasladado al hospital.

Este es el undécimo accidente laboral con resultado de muerte que se produce en la provincia de Huelva en lo que va de año. El secretario general de UGT en territorio onubense, Sebastián Donaire, ha mostrado su pesar por este trágico suceso, al tiempo que pide a las administraciones más medios humanos y económicos para combatir la siniestralidad.

Donaire destaca la  "alta” tasa de siniestralidad en la provincia y recalca que es una cifra “inasumible”, por lo que apunta a la importancia de que “se cumpla la ley de prevención de riesgos laborales”. Además, el dirigente sindical reitera que se precisan “más recursos humanos y económicos” para “parar la lacra de la siniestralidad en Huelva”.

En la jornada de mañana viernes, ha anunciado el ugetista, el sindicato se concentrará a las 12:00 en señal de repulsa por este luctuoso suceso. Donaire ha querido trasladar también su más sentido pésame a la familia del fallecido, a la que recuerda que UGT “está a su disposición para ayudarles en lo que les sea posible".

Finalmente, el sindicalista concluye que “espero que el nuevo gobierno que salga tras las elecciones autonómicas del día 2 de diciembre entienda y comprenda que hacen falta leyes y recursos para parar la lacra de la siniestralidad”.

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios