Julen Totalán

El rescate contra el Cerro

  • Desde el inicio de esta obra civil humanitaria se han removido lo equivalente a 14 piscinas olímpicas de tierra

El Cerro de la Corona es el enclave que más se está viendo en los informativos de televisión y en las páginas de los periódicos. Toda España parece haber memorizado cómo es este paraje de Totalán, enclavado en la comarca malagueña de la Axarquía y donde se encuentra el pozo por el que se cayó el domingo 13 de enero Julen

Medios de comunicación, trabajadores de la operativa de rescate y los interesados en el suceso han sido espectadores de cómo ha ido modificándose desde que se decidió emprender esta titánica obra civil humanitaria. Un trabajo que se va a acometer en días lo que en condiciones normales tardaría meses, sin estudios previos por la urgencia de salvar la vida de un niño. 

Hasta la fecha, las retroexcavadoras y buldóceres desplazados hasta Totalán han removido 35 millones de litros de arena del entorno, lo que daría para llenar 14 piscinas olímpicas o para la carga y descarga de 2.960 camiones usados en las obras del metro de Málaga.

En las imágenes captadas por el dron de la Guardia Civil se puede apreciar la magnitud de estos trabajos. El desmonte que se realizó para llegar a la cota -23, desde la que se ha instalado la plataforma de trabajo para perforar un túnel vertical paralelo al pozo de Julen, ha sido la actuación que más ha transformado este monte. El resultado es que la vegetación y los almendros y olivos han dado paso al marrón de tierra en el Cerro de la Corona, donde también se ha ido construyendo y afianzando un carril de 22 metros para permitir el acceso de la maquinaria pesada.

Ningún obstáculo parece parar la labor de rescate de ingenieros, geólogos, trabajadores de maquinaria y mineros que se han obcecado en pelear contra el Cerro de la Corona hasta sacar del agujero a Julen. Ya se lo toman como algo personal.

Etiquetas

,

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios