Andalucía

La nube de dióxido de azufre del volcán de La Palma entrará en Andalucía en las próximas horas

La nube de ceniza y de dióxido de azufre que se ha formado tras la erupción del volcán Cumbre Vieja en la isla de La Palma llegará a Andalucía en las próximas horas.

Según prevé el Servicio de Monitoreo de la Atmósfera de Copernicus, la nube de desplazará hacia la península este jueves 23 de septiembre entrando primero por el sur de la Comunidad Valenciana y Murcia para afectar a otras zonas de España como Andalucía y las Islas Baleares.

No obstante, los científicos de Copernicus aseguran que las partículas que conforman la nube tóxica no entrañará ningún riesgo para la población puesto que llegarán muy diluidas. Sí podría tener más efecto en la propia isla, especialmente cuando la lava llegue al mar. En ese momento, habrá una emisión bastante importante de gases nocivos, como el dióxido de azufre.

Los meteorólogos también descartan que se pudiera dar en la zona lluvia de carácter ácido. Los vientos predominantes en Canarias son los alisios, que no favorecen las precipitaciones.

La erupción de Cumbre Vieja emite entre 6.140 y 11.500 toneladas de SO2

La erupción volcánica en Cumbre Vieja, en La Palma, ha emitido a la atmósfera entre 6.140 y 11.500 toneladas diarias de dióxido de azufre (SO2), según las mediciones realizadas por el Instituto Volcanológico de Canarias.

De acuerdo con estos datos, y con una estimación del viento a 3.000 metros, la emisión de SO2 durante el tercer día de erupción ha estado entre los 2,2 y 4,2 metros por segundo.

La estimación se ha realizado después de realizar varios transectos de medidas con un sensor óptico remoto, tipo miniDOAS, tanto en posición móvil área (con la instrumentación montada en uno de los Helicópteros de la Guardia Civil en Tenerife) como en posición móvil terrestre (con el miniDOAS montado en uno de los vehículos del ITER/INVOLCAN).

Añade Involcan que las concentraciones lineales de SO2 (ppm.m) registradas por sus observaciones terrestres son equivalentes a las registradas por las observaciones satelitales del TROPOMI.

No obstante, indica que los resultados de emisión de SO2 obtenidos a través de las observaciones terrestres están infraestimadas al observar la gran dimensión del penacho de dióxido de azufre (SO2) registrado por las observaciones satelitales del TROPOMI.

Tags

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios