FÚTBOL DIVISIÓN DE HONOR sénior

El Alhaurín condena al Cúllar Vega a balón parado

  • El equipo de Luis Navarro suma su cuarta derrota

Un futbolista cullero es presionado por dos jugadores del Alhaurín de la Torre. Un futbolista cullero es presionado por dos jugadores del Alhaurín de la Torre.

Un futbolista cullero es presionado por dos jugadores del Alhaurín de la Torre. / simón cubero

Cuarta derrota en otras tantas jornadas del Cúllar Vega. Ayer el Alhaurín de la Torre se llevó la victoria del San Miguel gracias a su eficacia en el balón parado. Sus tres goles, también el cullero, llegaron tras saques de esquina por lo que fue la estrategia la que condenó defensivamente al equipo de Luis Navarro, que no acertó a ponerse por delante en sus mejores minutos sobre el césped.

Un disparo del malagueño Kike desembocó en el saque de esquina del 0-1 tras la parada de Pablo. El propio Kike adelantó al Alhaurín con un saque directo del córner desde la izquierda. El gol olímpico ratificó sobre el juego la superioridad del centro del campo visitante, ahogando la salida de los culleros a los que les costó coger ritmo en el inicio del partido.

Los malagueños se adelantaron en el marcador con un gol en propia puerta

Pero el balón parado también le permitió empatar al Cúllar Vega, en otro saque de esquina, en este caso desde la derecha, que remató con solvencia de ariete el defensa Marcos (17'). El partido entonces entró en una fase más igualada sin apenas ocasiones que bien pudo ser diferente si Kike hubiera tenido más tranquilidad para culminar una jugada embarullada de los visitantes que despejó Pablo; o Chico no hubiera fallado la mejor opción local con un disparo cruzado ante Ávila justo antes del descanso.

El inicio de la segunda parte ofreció el mejor tramo de juego local, pese a que el visitante Kike volvió a probar a Pablo en la primera llegada. Los cambios de Luis Navarro al descanso dieron más profundidad por la banda izquierda, desde la que llegó una buena acción que, tras dejada de Carlos y disparo de Manolo, obligó a Ávila a lucirse para evitar el 2-1. Poco después, otra vez el meta visitante evitó el gol en un disparo de falta de Tony así como en otro disparo de Manolo, el mejor de los locales ayer.

Pero el Cúllar no marcó. Y concedió saques de esquina que no supo defender. En apenas tres minutos, dos goles de dos defensores del Alhaurín resolvieron el partido con remates de Darío y Juanillo que situaron un 1-3 que condena al Cúllar Vega a las últimas plazas tras cuatro jornadas sin ni siquiera poder puntuar.

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios