Deportes

Caparrós, una destitución dolorosa

Joaquín Caparrós dijo ayer que se marcha "dolido" del club balear por no haber conseguido los objetivos, y el máximo accionista y director deportivo, Lorenzo Serra Ferrer, señaló que por "esas circunstancias del fútbol" no le quedó más remedio que despedir "a un gran técnico". Caparrós y Serra Ferrer comparecieron juntos en Son Moix para confirmar la destitución del entrenador tras quince meses al frente de la dirección técnica de la entidad balear.

Según explicó Serra, en breve anunciará el nombre del nuevo técnico del equipo, cuyo perfil tendrá que ser "un entrenador que iguale lo que es Joaquín (Caparrós), y a nivel deportivo, que el jugador se sienta más tranquilo, más seguro en esta situación difícil, complicada angustiosa que aparecen cuando los resultados son esquivos", subrayó. El dirigente justificó el despido por estar el equipo penúltimo con 17 puntos. "Doy las gracias a Joaquín y al cuerpo técnico por su honradez, dedicación, ilusión y por estar siempre a disposición del club para ayudarlo a crecer en todos los sentidos. No tengo ninguna duda de que fichamos a un gran entrenador y despedimos a una mejor persona y un mejor técnico".

Caparrós se va agradecido: "Aquí me han hecho crecer como técnico y como persona. He hecho una magnífica amistad con el presidente, siempre he sentido su apoyo, hemos estado todos muy unidos. La mirada de Lorenzo cuando perdíamos era la misma que cuando me presentó como entrenador o la misma de esta mañana cuando me comunicó la noticia".

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios