fútbol selección

Morata deja invicto a Lopetegui

  • Un cabezazo del madridista puso el empate en los últimos minutos de un duro encuentro

Silva se adelanta al defensa colombiano Davinson Sánchez en el acción del 1-0.

Silva se adelanta al defensa colombiano Davinson Sánchez en el acción del 1-0. / marcial guillén / efe

España y Colombia empataron 2-2 en una noche amarga para Pepe Reina, que falló en los dos goles del conjunto de José Pekerman, en un duelo en el que Morata evitó la primera derrota de Julen Lopetegui como seleccionador con un cabezazo en los minutos finales.

El técnico alineó a seis jugadores menos habituales para dar minutos a casi todos antes de la importante cita de Macedonia. Aunque el duelo comenzó con poco ritmo, poco a poco los locales se fueron entonando al ritmo que marcaba Silva. Suya fue la primera ocasión, un triple remate ante Ospina, tras un buen pase entre líneas de Iniesta. Fue el primer aviso del canario, que sí acertaría después tras acariciar con su bota izquierda un buen centro de Pedro. Entonces comenzaron a llover las patadas a destiempo, como una de Pedro sobre James Rodríguez totalmente innecesaria. Davinson Sánchez también se animó y Edwin Cardona se llevó una buena tarascada.

En medio de ese juego excesivamente intenso llegó el primer error de Reina. Una mala salida del portero del Nápoles permitió a Edwin Cardona empatar con una vaselina que no pudo salvar Piqué. Reina adquirió un protagonismo inesperado en el segundo tiempo con otra mala salida que sirvió a Falcao para hacer el 1-2 tras un centro magnífico de James Rodríguez desde el córner. En ese momento, Lopetegui ya había sacado al campo a Saúl Ñíguez, Marco Asensio y Nacho Monreal. Después, saldrían Morata y Deulofeu.

España era otra. Un equipo menos controlador del balón, pero más vertical. Ospina evitó el empate con un paradón tras un lanzamiento de falta de Koke. Morata también lo tuvo, pero envió un disparo rozando el palo derecho de la portería. Colombia se defendió como pudo, asustó en algún contragolpe y además siguió empleándose a fondo y con dureza. Al final, los hombres de Pekerman no pudieron contener a España. Y apareció Morata con un cabezazo certero tras un gran centro de Saúl Ñíguez. Hasta el final, no está todo dicho. Evitó una victoria de prestigio de Colombia y mantuvo a Lopetegui invicto en el día en el que Reina falló, James Rodríguez se reivindicó y Morata demostró que, hoy por hoy, es el nueve de España.

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios