Deportes

Un paseo veraniego por Murcia

  • El conjunto de Pin se impone con solvencia al Real Murcia en su primer encuentro de la pretemporada

Devin Wrigh pelea por la posesión del balón junto a un jugador del Murcia. Devin Wrigh pelea por la posesión del balón junto a un jugador del Murcia.

Devin Wrigh pelea por la posesión del balón junto a un jugador del Murcia. / Alejandro Sancho

El Covirán Granada arrancó ayer su pretemporada con un triunfo contundente ante el Real Murcia Baloncesto por 61-81 en un partido en el que el equipo de Pablo Pin fue por delante en el marcador durante prácticamente todo el choque y sentenció el triunfo al final del tercer cuarto.

El choque arrancó con una canasta del local Sergio Mendiola pero los rojinegros activaron el modo apisonadora para firmar un parcial de 2-12 que le permitió marcar las primeras diferencias (4-12). Carlos de Cobos, Alo Marín y Josep Pérez fueron los baluartes ofensivos de los visitantes en el primer cuarto al anotar cinco puntos cada uno. Además, Sergio Olmos también estrenó su casillero de anotación como nazarí. En el bando pimentonero Connor Beranek acercó a su equipo en el electrónico para dejar el resultado en 11-23 al final del primer cuarto.

En el segundo parcial los rojinegros notaron la carga de trabajo acumulada a lo largo de la primera semana de entrenamientos y el Real Murcia aprovechó ese factor para acercarse en el electrónico. Mendiola se echó a su equipo a la espalda y llegó al intermedio con 17 puntos anotados. Pero Devin Wright neutralizó los esfuerzos del pívot rojillo junto a Joan Pardina, que también anotó sus primeros puntos como jugador nazarí. El conjunto entrenado por Pablo Pin mantuvo su ventaja en la decena de puntos al intermedio (32-42).

Tras el paso por vestuarios el conjunto de Pin volvió a mostrar su mejor versión. A los locales les costó un mundo anotar y el Covirán lo aprovechó para pegar un pequeño estirón en el marcador gracias a dos triples de Manu Rodríguez y dos canastas de Devin Wright. Mendiola ya no hizo tanto daño y el equipo granadino prácticamente resolvió el partido antes de la disputa de los últimos diez minutos (47-66).

También se estrenó Guillem Rubio como jugador del Covirán con un 2+1 hasta que Carlos de Cobos se encargó de finiquitar el choque con un triple tras asistencia de Eloy Almazán (53-75). Al final, los de Pablo Pin se impusieron por veinte puntos en el Príncipe de Asturias ante el Real Murcia Baloncesto, que visitará el pabellón Veleta el próximo sábado y que tuvo en Sergio Mendiola a su principal figura (20 puntos). Por parte del conjunto rojinegro fue determinante la actuación coral de toda la plantilla.

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios