GRANADA HOY En la batalla del coronavirus: mantenemos nuestra cita en los quioscos con despliegue informativo sobre la pandemia

Crisis en Cataluña

Sánchez y Torra estarán en la mesa de diálogo entre gobiernos, que se pondrá en marcha este mes

  • Tras su encuentro en Barcelona, ambos presidentes piden paciencia para un "reencuentro" que va a ser "complejo"

  • Torra insiste en que se deberán abordar dos cuestiones que están en "la raíz del conflicto político": el derecho a la autodeterminación y el "fin de la represión".

Pedro Sánchez y Quim Torra, en su reunión en la Generalitat. Pedro Sánchez y Quim Torra, en su reunión en la Generalitat.

Pedro Sánchez y Quim Torra, en su reunión en la Generalitat. / Alberto Estévez, EFE

El presidente del Ejecutivo, Pedro Sánchez, y el de la Generalitat, Quim Torra, han acordado poner en marcha este mismo mes de febrero la mesa de diálogo entre gobiernos, un instrumento que según ha explicado Sánchez no tendrá la figura de mediador.

Tras confirmar la disposición de Torra de que la mesa se constituya en febrero, como le ha propuesto, Sánchez ha pedido paciencia para el desarrollo del diálogo sobre Cataluña, un "reencuentro" que comienza ahora y que según ha reconocido va a ser "complejo" y llevará tiempo. "El mediador serán los 47 millones de españoles", que serán "testigos" de dicho diálogo "sincero, franco y transparente", ha dicho Sánchez en su comparecencia ante los medios tras la reunión mantenida con Torra.

Ha subrayado asimismo que ahora hay que negociar la composición de dicha mesa, pero su intención de estar él mismo en esa primera reunión de constitución que se va a celebrar en febrero.

Una mesa en la que él seguirá defendiendo los mismos postulados de siempre sobre Cataluña, y en concreto ha recalcado que él es "un firme defensor del autogobierno integrador", porque entiende que es lo que "aglutina a más catalanes y representa mejor la pluralidad".

Pedro Sánchez ha insistido en que el diálogo que ahora se inicia va a ser "largo" y no será fácil sino "complejo", pero hay que hacer este recorrido "paso a paso".

Comienza el "diálogo para el reencuentro"

Al inicio de su intervención, ha dicho que es un día muy importante para Cataluña y para el conjunto de España porque es cuando comienza el "diálogo para el reencuentro". Por eso ha pedido "paciencia, determinación y generosidad". Sánchez ha dicho que ha encontrado en Quim Torra el "tono y la predisposición" para abrir un diálogo "honesto, abierto y respetuoso" y ha subrayado que el significado de la reunión celebrada hoy no puede ser otro que el de "la voluntad sincera de dialogar y acordar".

Algo necesario, ha añadido, tras una década presidida por el desencuentro y el conflicto, con un "balance lamentable" en el que "nadie ha ganado y todos hemos perdido", un balance "sombrío" que sólo había dejado una "estela de desánimo". En este sentido, ha hablado del "empate perpetuo" que había entre el Gobierno y la Generalitat y del cansancio de los ciudadanos sobre los choques continuos entre ambas administraciones, al que hay que dar respuesta propiciando el diálogo.

Por otro lado, el jefe del Ejecutivo ha desligado el calendario electoral catalán de la tramitación de los presupuestos del Estado, que según ha dicho se tienen que acordar cuanto antes, porque "no tienen que ver" con dicho calendario sino con "las urgencias y el día a día que afecta a los españoles".

Torra pide evitar "falsas expectativas"

Por su parte, Quim Torra ha pedido evitar generar "falsas expectativas" con la mesa de diálogo entre gobiernos. Torra ha comparecido ante los medios después del presidente del Gobierno, y ha subrayado que esa mesa de diálogo debe abordar dos cuestiones que están en "la raíz del conflicto político", y que son, ha dicho, el "ejercicio del derecho a la autodeterminación" y el "fin de la represión". "Sobre autodeterminación me ha trasladado que 'autogobierno dentro de la Constitución' y no he tenido respuesta sobre el fin de la represión", ha explicado Torra.

Aunque Sánchez se ha limitado a expresar su voluntad de presidir la primera reunión en febrero, Torra ha ido más allá y ha defendido que sean los dos presidentes quienes capitaneen todos los encuentros. Lo contrario, ha advertido, no contribuirá en el mismo grado a la "resolución del conflicto político" porque carecería del "liderazgo" de "quienes representan en estos momentos Cataluña y España".

En la hora y media que ha durado la cita, Torra ha trasladado a Sánchez la necesidad de "reconocer" a los líderes independentistas "presos y exiliados" en el diálogo, pues ha subrayado que el movimiento independentista es mucho más que los partidos que integran el Govern.

En este sentido, el presidente catalán ha anunciado que convocará una reunión con los diferentes actores del independentismo catalán para explicarles cómo ha ido la reunión con Sánchez y para trasladarles también el documento de propuestas que le ha entregado el presidente, a fin de consensuar una estrategia "unitaria".

Torra ha rehusado opinar sobre el contenido de este documento -"no hemos tenido tiempo ni de entrar en los títulos", ha dicho- hasta que no lo haya estudiado en profundidad, pero ha aventurado que "en un solo Consejo de Ministros se podrían resolver la mitad" de los puntos que contiene, que no considera novedosos.

"Creo que hoy debía ser una reunión de más largo recorrido", ha reflexionado Torra, que ha coincidido con Sánchez en señalar que el camino del diálogo "será largo" y ha lamentado que el líder del Ejecutivo no le haya concretado una propuesta para resolver el "conflicto político" de forma democrática.

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios