Encuesta Metroscopia

Siete de cada 10 definen a Vox como extrema derecha y a Podemos, de populista

  • Ni el partido de Abascal ni el de Pablo Iglesias es percibido como anticonstitucionalista por la mayoría

Comentarios 9
Vox frente a las políticas. Vox frente a las políticas.

Vox frente a las políticas.

Ellos mismo se definen como un partido de "extrema necesidad". La mayor parte de la población, un 71% de los sondeados, concibe a Vox como un partido de extrema derecha, y ésta es una visión mayoritaria para los votantes de todos los partidos, desde los del PP a los de Unidos Podemos. Sólo el simpatizante del partido de Santiago Abascal rechaza esta calificación situacional en el espectro derecha-izquierda. 

El eje izquierda-derecha ha servido para definir a las formaciones electorales desde el finales del siglo XVIII y aunque han surgido nominaciones en función de otros ejes, lo cierto es que el encuestado se autodefine muy bien en este espectro clásico. Así, los votantes de PSOE, Unidos Podemos y Ciudadanos no dudan en colocar a Vox a la derecha del PP e, incluso, los votantes de este partido también sitúan a Vox en la extrema derecha. También es mayoritaria la calificación de populista.

Un 68% piensa que el partido de Abascal es populista, una formación de soluciones simples y fáciles a problemas complejos, con amplia aceptación entre las masas de votantes. No es mayoritaria, empero, la calificación de antisistema ni de anticonstitucional. Un 45% opina que Vox sería de este modo, pero un porcentaje mayor lo saca de estos extremos, en especial los simpatizantes de Ciudadanos y de PP.

La consideración hacia Podemos es similar, pero en el sentido inverso. Un 67% de los encuestados por Metroscopia califica a Unidos Podemos como un partido populista, pero sólo un 48% lo sitúa como de extrema izquierda.

Que Podemos sea visto como un partido populista no es de extrañar, ya que algunos de sus teóricos lo definieron de este modo y tuvieron como maestros a politólogos argentinos que han reivindicado esta definición. Podemos nació, además, como un partido que huía de las definiciones de izquierda y derecha. Un nada despreciable 37% de los votantes de Podemos se califican de populistas. 

Un 49% cree que Podemos es un partido antisistema y un 35%, un porcentaje mucho más bajo, que es anticonstitucional. El votante de Vox sí ve a Podemos como anticonstitucional, populista, de extrema izquierda y antisistema.

 

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios