Municipal

El Ayuntamiento tendrá que pagar 2.895 euros a un joven que se cayó en el Granada Sound de 2017

  • El daño lo causó una arqueta sin tapa en el Cortijo del Conde

El Ayuntamiento tendrá que pagar 2.895 euros a un joven que se cayó en el Granada Sound de 2017 El Ayuntamiento tendrá que pagar 2.895 euros a un joven que se cayó en el Granada Sound de 2017

El Ayuntamiento tendrá que pagar 2.895 euros a un joven que se cayó en el Granada Sound de 2017

El Ayuntamiento de Granada tendrá que indemnizar con casi 3.000 euros a un joven que sufrió una caída durante la celebración del festival Granada Sound del 2017 al tropezar con una arqueta sin tapa. El Juzgado de lo Contencioso Administrativo 4 de Granada ha fallado que el Ayuntamiento asuma esta reclamación patrimonial, contra la que había recurrido. 

La denuncia la presentó el joven en cuestión el 3 de enero de 2018 y en ella solicitaba una indemnización de 2.895,40 euros por la caída sufrida el 24 de septiembre de 2017, sobre las 2 de la madrugada, cuando caminaba por la acera del Parque Empresarial Norte en el Cortijo del Conde, al salir del festival de música Granada Sound, recoge la sentencia, a la que ha tenido acceso este periódico y que ha sido comunicada recientemente al Ayuntamiento.

El reclamante alegaba "perjuicio personal particular moderado" a razón de 52,13 euros al día como consecuencia de los daños producidos en la rodilla izquierda y la fractura de falange proximal del primer dedo de la mano derecha (pulgar), más 497 euros por los complementos salariales dejados de percibir como funcionario de carrera del grupo A1 de la Junta de Andalucía, lo que suma la cantidad reclamada. En un principio, la Junta de Gobierno Local del Ayuntamiento desestimó la solicitud de reclamación de responsabilidad patrimonial.

Según la sentencia, "resulta evidente la existencia de un daño efectivo, individualizado y evaluable económicamente".

El informe del Ingeniero de Caminos municipal indicó que no se tenía conocimiento de la existencia de arquetas sin tapa y que en la zona de Cortijo del Conde es continuo el robo de tapas de arquetas, afirmando que se desconocía la titularidad de las arquetas causantes del supuesto accidente y "quién procedió a su anulación y tapado con mortero. 

Ante esto, la parte reclamante sostenía que las obras estaban recepcionadas por el Ayuntamiento, por lo que no podía admitir que dijera desconocer "de quién es la arqueta e incumplir los deberes de disciplina urbanística que le impone la normativa sectorial en este ámbito de la actuación pública".

Además, se el estado de la acera es causa eficiente para producir los daños pues la falta de arqueta producía un hueco importante en la acera, a los que había que sumar que era plena noche y que se alegaba que no había plena visibilidad, según testigos.

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios