Granada

Cetursa alegará contra la sanción por la invasión del Parque Natural

  • Según la empresa, no se produjo daño y el balizamiento no duró ni 24 horas

Cetursa, la empresa pública que gestiona la estación de esquí de Sierra Nevada, ultima las alegaciones al procedimiento sancionador iniciado por la Consejería de Medio Ambiente por el acondicionamiento en febrero pasado de un área que pertenece al Parque Nacional y que aún no está resuelto.

Así lo manifestó ayer la directora de Cetursa, María José López, quien detalló que la estación invernal ha recibido la comunicación de apertura de este procedimiento sancionador, que actualmente se encuentra en fase de alegaciones y cuya resolución definitiva no se conocerá hasta los meses de septiembre u octubre.

López indicó que en la documentación remitida por la Consejería de Medio Ambiente de la Junta se informa de que la actuación registrada en febrero en la zona del Valle del San Juan, un área fuera del dominio público esquiable y que pertenece al Parque Nacional, podría incurrir en una sanción calificable como "muy grave o grave", sin que aún se haya determinado su carácter ni la cuantía de una posible multa, que tendrá que decidir ahora la Delegación de Medio Ambiente en Granada.

De hecho, Cetursa presentará esta semana sus alegaciones en este proceso, en el que se incluirá un informe medioambiental en el que se especifica que la actuación fue "fugaz", ya que no se mantuvo ni 24 horas, y que no se produjo "ningún daño medioambiental que afectara a la flora ni a la fauna" ya que en la zona había "cuatro metros de nieve", aseguró la directora de la estación invernal.

Además, María José López insistió en la posición sostenida por la empresa pública desde el primer momento al atribuir esta actuación a un "error de medición" que fue solventado de forma "inmediata" tras tener conocimiento de los hechos.

Las pistas se cerraron porque ni fueron conscientes ni tuvieron intención de transgredir los límites del Parque Nacional, según la responsable de la empresa que gestiona la estación de esquí de Sierra Nevada.

También la Fiscalía de Medio Ambiente de Granada estudió estos hechos y acordó el archivo de las diligencias de investigación penal por los mismos al considerar que la conducta de Cetursa incidió "de forma exclusiva sobre el manto de nieve existente" y que no se produjo ni delito medioambiental ni perjuicio al equilibrio de los sistemas naturales, "máxime al haberse solventado la situación con prontitud".

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios