Tribunales

La Fiscalía de Granada pide 17 años de cárcel para el acusado de meter fuego a la casa de su expareja

  • Se saltó la orden de alejamiento, forzó la cerradura de la vivienda y provocó un incendio con tres focos

Los hechos serán enjuiciados en la Audiencia Provincial de Granada. Los hechos serán enjuiciados en la Audiencia Provincial de Granada.

Los hechos serán enjuiciados en la Audiencia Provincial de Granada. / R. G.

La Fiscalía de Granada ha solicitado 17 años de prisión para un hombre acusado de saltarse la orden de alejamiento de su expareja dictada durante la separación, colarse en la vivienda que ella había alquilado en Las Gabias y provocar un incendio que puso en riesgo a todos los vecinos del bloque.

Según el escrito provisional de acusación del Ministerio Público, el acusado, Guillermo O.C., había tenido una relación con su expareja, con la que tuvo un hijo, y que cesó en 2017. El 17 de diciembre de ese año, el Juzgado de Instrucción 3 de Santa Fe acordó como medida cautelar que el procesado no pudiera aproximarse a su expareja, que se había ido a vivir a un piso alquilado en la calle Colón de Las Gabias.

Pese a estar dicha medida cautelar en vigor, sobre las 20:30 horas del 6 de noviembre de 2018, el acusado se trasladó a la vivienda de su expareja y, tras forzar la cerradura, accedió al piso que estaba vacío. "Con ánimo de generar desperfectos y asumiendo el riesgo que su actitud suponía para los personas que pudieron encontrarse en el edificio", según la Fiscalía, provocó un incendio con tres focos en el dormitorio de la que fue su pareja.

El acusado prendió dos colchones y la ropa del armario de su expareja, lo que generó un incendio que calcinó la casa y quemó el techo, el suelo, las puertas, y arrasó con el mobiliario y los bienes de la víctima.

El incendio se extendió rápidamente por el resto del edificio y provocó el desalojo de las quince personas que había en el bloque en el momento de los hechos, un suceso que no dejó heridos gracias a la rápida intervención de los Bomberos.

El fuego provocó que la víctima tuviera que abandonar la que era su vivienda, ya que tanto la casa como la fachada y las zonas comunes del bloque se sometieron a obras durante un año que costaron más de 30.000 euros, dinero que el dueño de la casa no reclama porque ha abonado el seguro.

La Fiscalía ha calificado los hechos como un delito de quebrantamiento de medida cautelar, por el que ha interesado un año de cárcel. Ha sumado un segundo delito de allanamiento de morada en concurso con uno de incendio con peligro para las personas por el que ha pedido una condena a 16 años de cárcel y la prohibición de que el procesado se comunique o acerque a menos de 500 metros de su expareja durante 17 años.

El acusado, para el que el juzgado instructor ordenó prisión provisional, comunicada y sin fianza, será juzgado por estos hechos los días 13 y 14 de julio en la Sección Segunda de la Audiencia de Granada.

Etiquetas

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios