Elecciones

Pedro Sánchez: "No demos por hecho las cosas"

  • El candidato socialista asegura que el "PSOE es el único partido que garantiza mirar al futuro y no retroceder 40 años con la suma de derechas"

  • El presidente ha celebrado dos actos electorales en Jaén y Granada acompañado de Susana Díaz, que también ha hecho un llamamiento a "ganar y ganar bien"

Comentarios 15

Pedro Sánchez, que para sus rivales por la derecha no pisa el suelo porque según ellos siempre va en Falcon, ha conocido de primera mano la histórica carretera N-432 de Córdoba que une Alcalá la Real con Pinos Puente. En el pueblo jienense ha desayunado con aceite y la comida la hecho en la localidad granadina a base de salmorejo y plato alpujarreño en el Restaurante Montserrat. Dos feudos socialistas de tomo y lomo en los que ha remarcado ante sus votantes la importancia de no confiarse. "No demos las cosas por hecho", ha subrayado el candidato del PSOE.

Lo ha hecho en un mitin a la antigua usanza, como si fuera una boda con los socialistas granadinos luciendo sus mejores galas aplaudiendo a sus líderes pero con ganas también de que fueran saliendo los platos. Lo que sí viene siendo habitual es llegar tarde a los actos, da igual el color. Si Casado llegó ayer una hora tarde, Sánchez ha calcado su crono. Ganas de hacerse de rogar o cuestión de querer abarcar mucha carretera en el esprint final de la campaña.

El objetivo de todos los candidatos, a fin de cuentas, es el mismo. Afianzar el mensaje entre los convencidos y tener cuota de pantalla en los últimos días. Y en el caso de Sánchez también avivar la alerta contra la derecha más escorada a la derecha. Que no se quede ningún mensaje sin lanzar antes de la jornada de reflexión, si es que acaso sigue existiendo ese día.

Sí el PP ha optado por la versión rockera de su himno para el tramo final, el PSOE lo hace con su Aria de la Rosa tamizada por el jazz. De esta guisa se presenta un Pedro Sánchez tranquilo, la procesión irá por dentro, pero que no se fía un pelo después del 2-D. Una lección que también lleva marcada a fuego Susana Díaz, que ha animado a Sánchez a que no pierda ni un segundo en estas 70 horas que faltan "para que el domingo consolidemos una victoria amplía empujada desde Andalucía".

"Hay que ganar y ganar bien", ha recalcado la dirigente andaluza, que lleva su espinita clavada de las elecciones del pasado 2 de diciembre allí donde va. La líder del PSOE-A ha enmarcado su discurso en la política andaluza, criticando las medidas que considera de retroceso del Gobierno andaluz de Juanma Moreno y Juan Marín, y también ha enfatizado el lema histórico de no volver 40 años atrás.

Un guante que ha recogido Pedro Sánchez. "Hay que concentrar el voto en el único garantiza no retroceder 40 años", ha apuntado el candidato socialista, quien ha hecho hincapié en los valores del Estado de Bienestar.

Sánchez ha estado bordeando y haciendo alusiones a la alerta ante la ultraderecha. "Nadie daba un duro por Trump, nadie pensaba que Bolsonaro fuera a ganar, incluso nadie daba por hecho que Juanma Moreno Bonilla fuera a ganar", ha apuntado el dirigente socialista, que también ha hecho alusión a la fortaleza de la extrema derecha en las recientes elecciones de Finlandia.

"El futuro no está escrito y si no votamos, otros van a votar por nosotros", ha indicado Sánchez, en una de sus últimas llamadas al voto útil, a convencer los indecisos y a combatir la abstención. "El PSOE es el único partido que garantiza mirar al futuro y no retroceder 40 años con la suma de derechas", ha añadido.

"Los que tanto quieren a España decidieron quedarse con el dinero de todos", ha dicho Sánchez en alusión a la corrupción dentro del PP para a renglón seguido entrar a cuestionar la amenaza que, a su juicio, supone el partido de Santiago Abascal. "No es nuevo. La ultraderecha ha existido siempre en España. Cuando llegó la democracia un hombre que se llamaba Blas Piñar creó un partido que se llamaba Fuerza Nueva", ha manifestado Sánchez, que ha añadido que los votantes de ultraderecha luego se fueron refugiando en otras formaciones y que "luego han vuelto a tener su partido".

"Es nuevo lo de quere involucionar al cuestionar la lucha contra la violencia de género", ha criticado el presidente, quien también ha puesto sobre la mesa temas como el de las pensiones, el Salario Mínimo Interprofesional o los impuestos.

Antes de Susana Díaz y Pedro Sánchez, han intervenido en el acto el alcalde socialista de Pinos Puente, Enrique Medina, y el presidente de la Diputación y secretario general del PSOE de Granada, Pepe Entrena, quienes han pedido el voto para "seguir desarrollando políticas progresistas".

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios