Granada

Teresa Rodríguez tacha de "pésima" la gestión de la desfusión y alerta de "venganzas" a médicos

  • La Junta desmiente sus declaraciones y acusa a la líder andaluza de Podemos de querer crear "polémica"

Teresa Rodríguez durante su visita ayer en Granada. Teresa Rodríguez durante su visita ayer en Granada.

Teresa Rodríguez durante su visita ayer en Granada. / g. h.

En la visita que hizo ayer a Granada la coordinadora de Podemos Andalucía, Teresa Rodríguez, criticó la "pésima gestión" que ha llevado a cabo la Junta en la denominada desfusión hospitalaria, y ha alertado de "cierta venganza" con los profesionales que lideraron las movilizaciones por los dos hospitales completos.

Esto sucedió tras una reunión con miembros de la plataforma Granada por su salud, una de las que lideró las movilizaciones que promovieron la vuelta a las dos áreas hospitalarias diferenciadas. Así Teresa Rodríguez insistió en "la necesidad de poner luz y taquígrafos", y acabar con "esta situación de excepcionalidad del servicio sanitario en la ciudad de Granada", que empezó con el "experimento fallido" de la fusión hospitalaria.

Rodríguez indicó que este modelo "se esperaba que fuera para el resto de Andalucía", si bien "gracias a la ciudadanía movilizada, a los profesionales y a las plataformas ciudadanas se consiguió afortunadamente parar no solo en defensa de la salud de Granada sino en defensa de la sanidad de toda Andalucía".

Actualmente, y estando anunciado el fin del proceso de desfusión para final de marzo, desde la Junta "no están hablando con las plataformas", y "no están escuchando a los profesionales que ponen sobre la mesa soluciones factibles que no solo ahorran dinero a la administración pública sino que ahorran tiempo a esos pacientes".

Es el caso de los que, enfermos de cáncer, necesitan ser tratados con aceleradores lineales para radioterapia, y "no tienen tiempo para esperar", habiendo algunos "muerto en la lista de espera, como nos hablan los profesionales", especificó. "Un acelerador cuesta casi lo mismo que lo que se va a gastar la Junta en un concierto con la privada para aligerar las listas de espera", indicó Rodríguez, que también dijo tener "serias dudas" de que se esté tratando de forma equivalente a los dos hospitales.

En respuesta a estas declaraciones, la Junta defendió de inmediato que el proceso de desfusión se está haciendo "dentro de la normalidad que permite una reorganización de tal envergadura", y pide no lanzar "mensajes alarmistas". En este contexto, Salud puntualiza que la Consejería de Salud está informando sobre el proceso de desfusión con "total transparencia en distintos foros, y principalmente en el Parlamento andaluz.

Concretamente, se ha dado respuesta al planteamiento de "supuestos equipos de radioterapia embalados y de la propia planificación que se ha realizado desde el rigor para la instalación de los nuevos equipos, pero parece que interesa obviar o ignorar las respuestas dadas y seguir generando polémica con un tema tan sensible como la salud y el cáncer".

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios