Granada

Trabajadores del Metro llevarán a la Inspección sus condiciones laborales

  • Denuncian jornadas irregulares que exceden las horas estipuladas, "estrés laboral" y poca claridad sobre los salarios y el convenio colectivo

El Metro lleva funcionando algo más de dos semanas. El Metro lleva funcionando algo más de dos semanas.

El Metro lleva funcionando algo más de dos semanas. / fotos: álex cámara

El idilio que los granadinos están viviendo con el Metro de Granada no se traduce a la plantilla que hace posible el servicio. Dos semanas y media después de su puesta en marcha, los trabajadores de la infraestructura de transporte tienen ya varios motivos de queja por sus condiciones laborales. Tanto que, según anunciaron fuentes sindicales a este periódico, tienen previsto presentar hoy una denuncia ante la Inspección de Trabajo, ante una situación de "malestar y estrés laboral" por unas condiciones que distan de ser las ideales.

La organización del trabajo es uno de los principales problemas que sufren los trabajadores, que padecen "jornadas excesivas" que sobrepasan las horas estipuladas, que normalmente son "irregulares", impidiendo la conciliación de la vida laboral y familiar. Además, fuentes sindicales denuncian que "el tiempo de descanso entre jornada y jornada es insuficiente", ya que el servicio se comunica de un día para otro por teléfono o correo electrónico, "sin previsión" alguna. "Se dan casos de trabajadores que terminan su turno a las 23:30 horas y al día siguiente empiezan a las cinco de la madrugada", indican las fuentes, que apuntan que este problema puede afectar a la seguridad general del Metro.

La regulación de sus condiciones de trabajo también trae de cabeza a la plantilla. En la actualidad, según informan las fuentes sindicales, los trabajadores "salarialmente están perdidos". En teoría, tal y como confirma la propia Agencia de Obra Pública de la Junta, que adjudicó el servicio a la empresa Avanza, el convenio de aplicación es el de Transporte Interurbano de la provincia de Granada. Sin embargo, desde los sindicatos aseguran que no se están aplicando las tablas salariales de ese convenio, y de momentos las nóminas completas que han recibido no cumplen con lo establecido. "Nadie sabe en base a qué le están pagando", indican las fuentes, que aseguran que las nóminas establecen un salario base de 44 euros diarios mientras que el del convenio está fijado en 39, pero sin embargo no se les están abonando los pluses de transporte, nocturnidad, dietas u horas extraordinarias que sí establece el documento del sector de Transporte Interurbano. "No tienen certezas y están trabajando con mucha presión", denuncian.

Las mismas fuentes indican además que durante los meses de prueba de la infraestructura los trabajadores han tenido contratos en formación, por los que se les pagaba el Salario Mínimo Interprofesional. El problema es que una vez finalizados los seis meses de formación han pasado a ser indefinidos, pero el contrato que han firmado establece otros dos meses en prueba, cuando lo "legal" serían 15 días.

Desde la Agencia de Obra Pública aseguran que la empresa está aplicando el convenio de Transporte Interurbano, con una retribución prevista de entre 18.000 y 25.000 euros anuales. Además, apuntan que al tratarse de una compañía de nuevo cuño los salarios no pueden compararse con los de otras empresas de transporte o incluso otros metros andaluces, donde los trabajadores han negociado sus propios convenios colectivos, como es el caso de Málaga y Sevilla, en el que la plantilla ya ha protagonizado incluso una huelga.

La negociación del convenio propio, que mejoraría las condiciones laborales de los trabajadores, corresponderá al comité de empresa, que todavía no se ha formado. En principio, según indicaron fuentes sindicales, la mesa electoral se constituirá en diciembre, y en un plazo máximo de 30 días se celebraría la votación, así que el comité de empresa podría estar formado para mediados de enero. En mano de estos representantes estará la negociación del convenio con la empresa y, llegado el caso, la reclamación de cantidades si se determina que los salarios que se están abonando no cumplen con los mínimos establecidos por el convenio sectorial que se está aplicando en la actualidad.

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios