Granada

La crisis de las pateras obliga a habilitar un centro cultural como albergue

  • El Ministerio del Interior reacciona ante la llegada masiva de inmigrantes y alerta a Cruz Roja para que disponga un centro de acogida ante la puesta en libertad de 72 personas

Comentarios 1

La imagen de desprotección de los 55 inmigrantes apiñados en un pasillo de la estación de autobuses de Granada ha hecho reaccionar a las autoridades. Con el aluvión de pateras del pasado fin de semana, el Ministerio de Interior contactó con Cruz Roja para coordinar un dispositivo de atención de los inmigrantes ante la saturación del centro de acogida del Puerto de Motril. Con esta previsión, los 72 subsaharianos que llegaron el pasado viernes y que fueron puestos en libertad a mediodía de ayer fueron trasladados al centro cultural Los Arcos de Motril, que normalmente acoge talleres y exposiciones y que se ha reconvertido en albergue con la instalación de camas de lona. Allí fueron atendidos por voluntarios de Cruz Roja y recibieron atención y asesoramiento con los traductores desplazados por la organización, ya que la gran mayoría no habla español y estaban desorientados tras el periplo que continuará hoy después de que Cruz Roja haya fletado dos autobuses para conducirlos al norte, donde seguirá el trayecto hacia Francia.

Según explica Gerardo Esteva, delegado especial de Cruz Roja en Motril, otros 43 inmigrantes que llegaron al Puerto de Motril el sábado saldrán hoy en libertad presumiblemente tras pasar las 72 horas detenidos que fija la ley, tras lo que serán también trasladados a la nave de Los Arcos. "Esto al menos les permite estar en un sitio donde pueden recibir ayuda y asesoramiento para organizarse", explica Esteva, que señala que el centro cultural cumple con la función de albergue pese a la falta de duchas en las instalaciones, lo que obliga a trasladar a los inmigrantes al campo de fútbol municipal para que puedan asearse. En todo caso, el representante de Cruz Roja señala que los inmigrantes se encuentran en libertad, por lo que puedan salir y entrar del centro cultural sin problemas, aunque "no es previsible que nadie se marche con sus propios medios porque se encuentran desorientados".

Gerardo Esteva Cruz Roja Esto al menos les permite estar un sitio donde pueden recibir ayuda y asesoramiento" No es previsible que nadie se marche por sus propios medios, están desorientados"

El viernes llegaron a Motril más de 90 personas rescatadas por Salvamento Marítimo; una de ellos pidió asilo político y las mujeres fueron trasladadas a diferentes centros de acogida repartidos por Andalucía. Ante la situación de emergencia generada por el aluvión de pateras, Esteva subraya que este año ya se duplica el número de inmigrantes que han llegado a la Costa granadina respecto al año pasado, cuando también llegaron el doble de personas en relación a 2016.

El delegado especial de Cruz Roja estima que el 90% de los inmigrantes que están llegando a Motril son de origen subsahariano porque los magrebíes son devueltos de forma automática a su país de origen por los acuerdos suscritos entre España y Marruecos. Y aunque está previsto que el albergue se desmantele mañana, Esteva no descarta que haya que recurrir de nuevo a convertir el centro cultural en centro humanitario.

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios