Granada

El balón de oxígeno de Montoro no relaja la tensión sobre la crisis local

  • Oliver asegura que han "evitado que el barco se hunda" y piden más apoyo a la oposición

  • El PP acusa al alcalde de crear alarma

El Gobierno asegura que la capital no está en la situación de otros municipios de la provincia con fondos de ordenamiento aprobados. El Gobierno asegura que la capital no está en la situación de otros municipios de la provincia con fondos de ordenamiento aprobados.

El Gobierno asegura que la capital no está en la situación de otros municipios de la provincia con fondos de ordenamiento aprobados. / g. h.

El mensaje de tranquilidad que lanzó el jueves el ministro de Hacienda, Cristóbal Montoro, que rebajó la presión sobre las cuentas del Ayuntamiento de Granada alejando el fantasma de la intervención por el incumplimiento de los planes de ajuste y la acumulación de deuda, ha reabierto el debate entre los grupos municipales, que mantienen su posición enfrentada respecto a la gestión económica.

El concejal de Economía, Baldomero Oliver, valoró ayer las palabras de Montoro pero dijo que le producía "desazón" que tuvieran que venir de fuera para reconocer que "estamos mejor que hace año y medio". Que lo diga el ministro, para Oliver, no deja de ser anecdótico en una realidad en la que, aseguró tajante, han evitado la quiebra municipal. "Hemos evitado que el barco se hunda y sin ayuda estamos intentando dar rumbo", aseguró el concejal de Economía.

El ministro advirtió que la capital tienen las dificultades propias de un gobierno en minoría

Pese a todo, reprochó la actitud de los grupos municipales de PP y Ciudadanos, acusando a sus líderes provinciales, Sebastián Pérez y Luis Salvador, respectivamente, de estar más pendientes de Madrid que de Granada, por lo que pidió a los grupos municipales que abandonen la política de "tierra quemada" y "sea claro el cambio de posición hasta ahora de sus grupos". "Que se pongan a lo que se tienen que poner, que es a Granada", les pidió el concejal.

Y es que, para Oliver, el discurso de Madrid no coincide con lo que aplican sus grupos municipales. Y puso como ejemplo también las declaraciones esta semana del ministro de Cultura respecto a los fondos de Lorca. "La posición del Ministerio es clara y el PP de Granada va a otra cosa", dijo el concejal. "Siento que el grupo del PP y de Ciudadanos estén abducidos del carácter personal de sus líderes y no trabajen en pro de Granada. En el futuro hay temas para ponernos de acuerdo sí o sí", resumió.

Tras las declaraciones de Montoro, que aseguró que Granada cumplió los objetivos de estabilidad presupuestaria en 2016 y que vela por que lo haga en 2017, dejando claro que "no está en situaciones como las que han llevado a aprobar un fondo de ordenamiento que, para la provincia de Granada, va a suponer que catorce localidades se pueden acoger y sanear sus fianzas", el PP lamentó ayer el catastrofismo del equipo de Gobierno y su "alarmismo" respecto a las cuentas.

El grupo popular en el Ayuntamiento destacó en una nota de prensa que las afirmaciones del ministro de Hacienda, Cristóbal Montoro, sobre la situación económica del Ayuntamiento han cumplido una doble función: confirmar que no hay riesgo de intervención, algo que el PP ya había dicho, y demostrar que el alcalde, Francisco Cuenca, y el equipo de Gobierno socialista sólo han intentado "crear alarma social" cuando han difundido esa posibilidad "que no existe, que ellos mismos se han inventado".

Al hilo de las afirmaciones de Montoro, que dijo que "los problemas de gestión del Ayuntamiento son los propios de un gobierno en minoría", la portavoz del grupo municipal del PP, Rocío Díaz, destacó que el ministro "corta de raíz" las "insinuaciones catastrofistas" que en varias ocasiones han hecho los socialistas locales, "en especial" Cuenca y el responsable municipal de Economía, Baldomero Oliver.

"Aunque nos parece perfecto que el ministro nos lo confirme, lo que se viene a demostrar es que Cuenca y su gobierno sólo pretenden crear cortinas de humo para tapar su total ausencia de gestión, constatada mil veces, para desgracia de los granadinos, a lo largo de los últimos veinte meses", afirmó la portavoz popular. Díaz, no obstante, quiso dar un paso más y dejó claro que su grupo quiere mantener "una actitud positiva" porque su objetivo principal es "trabajar por Granada" y que, en consecuencia, está dispuesto a negociar "cuanto antes" un nuevo presupuesto para la capital. "Aún funcionamos con el prorrogado de 2015 y eso es intolerable", subrayó. Pero para que eso ocurra, aclaró Díaz, es "imprescindible" que el equipo de gobierno presente un borrador sobre el que empezar a trabajar.

"Llevamos mucho tiempo esperándolo. El PSOE dice que hace falta un presupuesto y nosotros coincidimos en eso, pero son ellos los que tienen la obligación de dar el primer paso y así lo han reconocido ellos mismos", señaló la dirigente popular, que apremió al alcalde a "pasar de las palabras a los hechos" y a "ponerse a trabajar para que, con el mayor consenso posible, podamos sacar adelante un presupuesto que sirva para mejorar la situación de la ciudad".

"El presupuesto es imprescindible y necesitamos tenerlo ya. Queremos que se nos dé una fecha para la presentación del borrador, que después se negocie con todos los grupos políticos y que, una vez alcanzado un consenso, se fije un día para celebrar el pleno en el que de una vez por todas salga adelante", finalizó la portavoz popular.

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios