Granada

Un verano similar al anterior para la Costa

  • La ocupación hostelera ha estado en torno al 90% en julio y al 100% en agosto, mismas cifras que en 2017

  • Septiembre tendrá números superiores a otros años

Para el próximo verano se van a realizar promociones y aumentar el ocio para atraer turistas de los mercados escandinavos, francés, alemán y el inglés. Para el próximo verano se van a realizar promociones y aumentar el ocio para atraer turistas de los mercados escandinavos, francés, alemán y el inglés.

Para el próximo verano se van a realizar promociones y aumentar el ocio para atraer turistas de los mercados escandinavos, francés, alemán y el inglés. / D. Gómez

La ocupación hotelera de la Costa Tropical ha sido casi una fotocopia en su conjunto de 2017. El periodo estival empezó con un mes de julio que, pese a su flojo comienzo debido a la climatología, acabó rozando el 90%, mientras que agosto ha presentado un lleno técnico. Este resultado, a nivel general, sirve de presagio para la primera quincena de septiembre donde se tendrá una ocupación muy por encima de otros años ya que rondará el 70% o el 75%.

La primera semana de julio el buen tiempo se hizo de rogar en toda la Costa, por lo que la gente esperó hasta el último momento para ver la progresión meteorológica. Esto provocó que los hoteleros se quedasen sin margen de maniobra para conseguir una ocupación óptima, tal y como indicó a Granada Hoy el presidente de la Asociación de Hoteleros de la Costa Tropical, Jesús Megías.

Para el próximo verano la prioridad es consolidar el destino turístico a nivel nacional

Finalmente, el cómputo general de la ocupación hotelera durante julio y agosto en el litoral granadino ha terminado con unas cifras bastante buenas, cosa que se repetirá durante la primera quincena de septiembre. Según la previsión, hasta el día 17 se tendrá una ocupación por encima de otros años -estará en torno al 75%- ya que la clientela aprovecha la bajada de precios, el buen tiempo y las buenas comunicaciones. Este aspecto es algo que interesa mucho a casi el 80% del turismo nacional que llega hasta la Costa Tropical y que aprovecha los últimos días de vacaciones antes de la vuelta al colegio y universidades.

Además, Megías señaló a este diario que está "muy consolidada, sobre todo en Almuñécar, la llegada de grupos de escandinavos a finales de septiembre", lo que asegura que la ocupación se dilate en el tiempo.

De cara al próximo verano, el presidente de la Asociación de Hoteleros de la Costa Tropical tiene claro que una de las prioridades es "consolidar el destino turístico a nivel nacional". Para ello, van a preparar algunas promociones para intentar atraer a clientela de Madrid, Barcelona o País Vasco. A nivel internacional quieren centrar sus esfuerzos en países donde es un lujo poder disfrutar de las temporadas de primavera, otoño e invierno con unas temperaturas de entre 17 y 22 grados.

Concretamente, se quiere focalizar en los países escandinavos, el mercado francés -ha subido un 3%-, el mercado alemán y el inglés, que es poco frecuente en el litoral granadino por la poca oferta de ocio.

Además Megías indicó que otro de los objetivos de esta asociación es "abrirse campo en los mercados emergentes de países del este y prolongar la temporada de verano hacia la época otoñal para ir rompiendo, poco a poco, con la estacionalidad".

Pese a las buenas cifras que se han podido vivir en los meses de julio y agosto, hay una carencia que se ha repetido a lo largo del litoral granadino y en la que prácticamente todos los hoteleros están de acuerdo: el aparcamiento es escaso.

Por otro lado, Megías hizo un llamamiento a todos los Ayuntamientos de la Costa para que "cuiden el producto sol y playa que se vende, poniendo barcos y gente que quite las medusas o limpiando desde el inicio de la época estival". Pese a ello, aseguró que las medusas no han afectado en el tema de las reservas hoteleras -se ha registrado una gran proliferación en las últimas semanas- ya que "hay en todas las playas de España", además de que el cliente nacional llega con todas las reservas hechas con antelación.

Por último, otro de los 'peros' es que la oferta complementaria de ocio es escasa. Por ello, Megías puntualizó la necesidad de que grandes empresas se fijen en la costa y creen alternativas para matrimonios de 35 a 60 años, un target poco explotado.

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios