Granada

"Soy víctima de una persecución"

  • La exdirectora de la Alhambra volvió al juzgado para declarar por el caso Audioguías

  • Se defendió también de la nueva causa

Comentarios 1

La exdirectora de la Alhambra María del Mar Villafranca, que ayer volvió a acudir a los juzgados para declarar en calidad de investigada por el caso relativo a la adjudicación del servicio de audioguías, dijo a los medios que la esperaban a la salida que su gestión al frente del monumento fue en todo momento "conforme a la ley", y aseguró que se siente "víctima de una persecución".

Villafranca es una de las doce personas investigadas por este caso, donde también se han visto implicados la exsecretaria general del Patronato que gestiona el recinto nazarí Victoria Chamorro y el que fuera jefe de la sección Económica y de Contabilidad, José María Visedo. También ellos dos, que junto a Villafranca conformaban la cúpula del Patronato, comparecieron ayer por segunda vez ante el Juzgado de Instrucción 4 de Granada.

Nos gustaría no tener que esperar tantos años como en el caso de la audioguías"Mar VillafrancaExdirectora de la Alhambra

El juez Antonio Moreno había citado a seis de los investigados después de que el letrado de la Junta de Andalucía, personada en esta causa como acusación particular, solicitara una ampliación de las declaraciones para que pudieran hacerse determinadas puntualizaciones relativas a supuestas "discrepancias" detectadas en la documentación.

Tras prestar declaración durante algo menos de media hora, Villafranca declaró a los periodistas, a las puertas de la sede judicial de La Caleta, que su comparecencia se refirió a aspectos "muy puntuales" y "muy técnicos", y aclaró que no participó en algunas de las reuniones referidas a la adjudicación.

"Esperemos que, después de tres años, encontremos pronto por lo menos una solución, un resultado que ya llevamos esperando mucho tiempo", agregó Villafranca, quien en julio de 2015 renunció al cargo de directora después de que la Fiscalía presentara una querella en el Juzgado por supuestas irregularidades en la contratación del servicio de alquiler de audioguías del monumento.

Esta exdirectiva del Patronato público que gestiona el recinto monumental más visitado de España mantiene que, tanto en este caso como en la nueva causa abierta, que investiga otras contrataciones en la Alhambra, se actuó "conforme a la ley, con informes jurídicos y siempre con fiscalización previa".

El Patronato de la Alhambra y el Generalife es un organismo administrativo, no una empresa al uso, y que, con la fiscalización previa y un correcto trabajo del interventor, no hay nada "que temer", aseguró ayer la anterior responsable del monumento.

Villafranca aprovechó para trasladar su "solidaridad" a todos los funcionarios y personas que, en su opinión, están "sufriendo una auténtica persecución".

Al respecto, insistió en que en el Patronato se ha trabajado "con rigor, con profesionalidad, y aplicando la Ley de Contratos del Estado", por lo que algunos de los investigados, entre los que se encuentra la anterior cúpula directiva, están "verdaderamente abrumados y consternados con todo lo que ha pasado".

"Lo que nos gustaría es que, cuanto antes, no tengamos que esperar todo este tránsito de tantos años que hemos tenido con el caso de la audioguías y se resuelva lo antes posible", señaló en referencia al otro caso, que también el Juzgado de Instrucción 4 dirige contra un total de 28 personas.

Villafranca espera que cuando se facilite "toda la documentación" y no una parte de ella, esta pueda ser "muy clarificadora" respecto a un trabajo que, cree, ha sido "modélico" y que colocó durante los últimos años a la Alhambra en un lugar de "referencia internacional".

El letrado de Villafranca, Enrique Ceres, indicó por su parte que, una vez que terminen las diligencias pedidas por el letrado de la Junta, "en principio" estaría concluida la instrucción del caso de las audioguías.

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios