Levante-Granada CF

Diego destaca "la fe y el alma" del equipo

  • “Pocas veces se afronta un partido con tantos palos en la rueda en forma de bajas, cansancio y lesiones”, indicó el técnico del Granada tras el partido

Diego Martínez, durante el partido ante el Levante Diego Martínez,  durante el partido ante el Levante

Diego Martínez, durante el partido ante el Levante / Pepe Villoslada / Granada CF

El entrenador del Granada, Diego Martínez, dio la enhorabuena a sus jugadores por el “puntazo” obtenido este sábado ante el Levante (2-2) y aseguró que su rendimiento ha sido “maravilloso” porque llegaban en una situación “completamente al límite”.

“Es algo extraordinario. Ojalá el Granada tenga treinta puntos en la jornada 22 cada vez que esté en Primera”, dijo el entrenador tras el encuentro.

“Pocas veces se tiene que afrontar un partido con tantos palos en la rueda en forma de bajas, cansancio y lesiones”, añadió Diego Martínez, que recordó la exigencia de la prórroga ante el Barcelona el pasado miércoles en la Copa.

El técnico del Granada ensalzó las virtudes de sus jugadores. “No nos rendimos nunca y es uno de nuestros valores. Poner el talento al servicio del equipo es algo que cultivamos todos los días. Tengo unos extraordinarios veteranos y líderes en el vestuario. Ellos son los referentes y el santo y seña de este equipo”, indicó.

El técnico recalcó “el alma extraordinaria, la competitividad, la creencia y la fe tremenda” de los suyos, y que “el sentirse orgulloso de un equipo para un entrenador lo es todo”.

También comentó que Soldado merecía el gol del empate (2-2) porque es “un excelente capitán”.

Sobre el partido, Diego lamentó la ocasión fallada por Kenedy con empate a cero. “El partido pudo haber sido otro”, dijo. Y también reconoció que “cuando mejor estamos encajamos el 2-1 ante un gran rival que tiene balas arriba”.

Los medios y Carlos Neva

Diego no ocultó que fue “muy difícil preparar el partido” por “el poco tiempo de recuperación” tras el encuentro de Copa y también porque “no podíamos hacer los cambios necesarios, no podíamos darle al equipo lo que necesitaba desde el banquillo”.

Lo que hicieron Montoro y Eteki fue una barbaridad”, indicó sobre los dos centrocampistas, deseando que “no tenga nada” el camerunés, que tuvo que ser sustituido por Fede Vico.

Diego reconoció que no quiso arriesgar con Carlos Neva, que no jugó ningún minuto, porque “tenía una molestia” y no qusieron forzar por si le perdían “para más tiempo.

Por eso agradeció “la predisposición de Adrián Marín”, que ya ha “saltado al ruedo” y “ayudó en el primer tiempo”.

Tags

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios