Granada CF

Al míster le toca pensar

  • Diego Martínez vuelve a contar con efectivos de sobra para confeccionar su convocatoria

Fede Vico conduce el balón durante el partido ante el Valladolid Fede Vico conduce el balón durante el partido ante el Valladolid

Fede Vico conduce el balón durante el partido ante el Valladolid / Álex Cámara

La normalidad amaga una vez más con volver al vestuario del Granada CF. Después de muchas semanas de sufrimiento, Diego Martínez cuenta de nuevo con futbolistas de sobra para componer su lista de convocados. La recuperación de efectivos permite al vigués tener margen para jugar con distintas alternativas. El entrenador rojiblanco estará obligado a realizar descartes para cerrar la lista de convocados, pues lo previsible es que viaje a Pamplona un grupo de 19 o 20 futbolistas.

Parece mentira, pero hacía mucho tiempo que Diego Martínez no contaba con 21 futbolistas de la primera plantilla para un encuentro. La retaguardia es la línea más beneficiada de la situación, pues la variable de jugar con una defensa de cinco efectivos se está convirtiendo en algo habitual.

Los cuatro centrales rojiblancos están a disposición del cuerpo técnico, lo que significa que Diego Martínez tiene la posibilidad de alinear tres centrales en su once titular y dejar uno de reserva en el banquillo. Hay que tener en cuenta que Víctor Díaz también puede sumarse a la zaga si las circunstancias lo requieren. La polivalencia del capitán granadinista ha vuelto a ser un recurso para el equipo gracias a la llegada de Foulquier, el multiusos por excelencia. El francés puede actuar también por la izquierda, aunque el lateral zurdo está también doblado con la presencia de Carlos Neva y Köybasi.

Soldado y Domingos Duarte están listos para jugar tras causar baja ante el Valladolid

La medular es donde menos ha querido tocar Diego Martínez. La ausencia de Montoro es sensible, pero afortunadamente Gonalons, Yangel Herrera y Yan Eteki permanecen sanos. Ramón Azeez puede desenvolverse también por delante de la defensa, aunque el nigeriano está teniendo otro rol asignado hasta ahora. La razón principal para situar al ex del Almería por detrás del punta era la presencia de Fede Vico en la enfermería.

Diego Martínez ha querido rebajar la euforia con el cordobés tras su gran actuación ante el Valladolid, pero la realidad pura y dura es que el técnico gallego suspira por tenerlo lo antes posible al máximo, pues no hay un futbolista de perfil similar en la plantilla. La disponibilidad del ‘14’ puede descubrir alternativas nuevas para la pizarra granadinista. El ex del Lugo puede, por ejemplo, actuar por detrás de Soldado y Carlos Fernández cuando el equipo esté obligado a buscar el gol.

Carlos Fernández ha funcionado ya en distintas demarcaciones Carlos Fernández ha funcionado ya en distintas demarcaciones

Carlos Fernández ha funcionado ya en distintas demarcaciones / Álex Cámara

Carlos Fernández también ha sabido desempeñar varias funciones para mitigar las ausencias de otros compañeros. El ariete cedido por el Sevilla ha jugado en la mediapunta, junto a Soldado en la delantera o como única punta de lanza. La asistencia de Fede Vico al espigado atacante en el gol ante el Valladolid es un buen aliciente para Diego Martínez, que tiene que probar fórmulas para paliar la baja de Soldado para la vuelta de Copa ante el Athletic.

El mercado invernal ha reforzado también las alas rojiblancas con la llegada de Gil Dias. Machís, Vadillo y Puertas han sufrido molestias físicas en distintos tramos de la temporada debido a la carga de minutos, por lo que el fichaje del portugués es un plus para el ataque rojiblanco. El extremo, por lo visto hasta ahora, puede actuar en ambas bandas, algo que siempre suma de cara a mezclarlo con perfiles como el de Machís, que juega mucho más cómodo en el costado izquierdo.

Si las lesiones respetan a la plantilla, algo inverosímil en esta campaña, Diego Martínez podrá volver a tirar del tópico del “bendito problema”, algo que ha echado de menos mucho tiempo

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios