Daniel Carrasco

Propone una temporada otoño-invierno 2008/09 inspirada en los años 20 y en la obra del pintor austriaco Gustav Klimt. Dentro de este universo simbólico, el diseñador apuesta por una colección muy colorista, con gamas que van desde el rosa maquillaje al burdeos, pasando por los tonos en gris, plata y turquesa.