Actual

La escena afilada, la palabra precisa

Si la edición de literatura dramática sigue siendo una cuenta pendiente en España, el sello La Uña Rota dio el pasado mes de mayo un golpe de órdago en la mesa con la publicación de esta suerte de teatro casi completo de Juan Mayorga (Madrid, 1965), un volumen que hace justicia a un vértice esencial del teatro español contemporáneo y que permite hacer de su producción un repertorio presente y futuro. Con un revelador prólogo de Claire Spooner y el impagable ensayo Mi padre lee en voz alta con el que el propio Mayorga cierra el libro, Teatro. 1989-2014 reúne veinte piezas, algunas especialmente difíciles de encontrar hoy (especialmente las que corresponden a la primera etapa de Mayorga como autor, como Siete hombres buenos y la tremenda Jardín quemado), otras directamente inéditas (Angelus Novus, Los yugoslavos y Reikiavik, las dos últimas pendientes de estreno) y, también, las más conocidas y aplaudidas en el escenario, desde Hamelin a La paz perpetua pasando por La tortuga de Darwin, El crítico, El chico de la última fila, Más ceniza, Himmelweg, Cartas de amor a Stalin y la preferida de un servidor: La lengua en pedazos, iluminadora aproximación a la libertad a través del diálogo que mantienen Santa Teresa de Jesús y un inquisidor dostoievskiano con la que Mayorga, además, debutó como director el año pasado. El empeño de La Uña Rota permite así conocer a fondo las claves de un creador único, fértil y necesario: su resultado merecer ser considerado, de largo, uno de los libros inolvidables del año.

La lectura de las obras de Juan Mayorga revela, de entrada, una evidencia: si la puesta en escena de su teatro requiere tanto de una desnudez formal como de una atención más que esmerada en el detalle (recuérdese Hamelin, con su renuncia al aparato escénico y la evocación verbal del mismo, acotaciones incluidas), el texto, como parte de la producción pero también como corpus independiente, comparte las mismas reglas. Cada pieza presenta una impresión general y a la vez una capacidad de síntesis tan extraordinaria que dota a cada palabra de calidad fecundadora. Pocas veces en el último siglo una literatura (pues la de Mayorga es una literatura en sí) ha dicho cosas tan sensatas y precisas sobre el poder, el miedo, la Historia, la soledad y la memoria como la de este libro. Un legado vivo para leer, sí, en voz alta.

Juan Mayorga. Editorial La Uña Rota. Segovia, 2014. 770 páginas. 25 euros

Etiquetas

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios