leiva. Músico

"Es sano recuperar la emoción con cosas más pequeñas"

  • El ex 50% de Pereza regresa con 'Pólvora' para reencontrarse con los fans granadinos que se quedaron sin entradas en su visita del pasado marzo

Primero vino con Ariel Rot para acompañar a Loquillo en la grabación de su directo en el mes de febrero. Luego, en marzo, volvió para presentar en la Sala El Tren su segundo trabajo en solitario, Pólvora (Sony Music, 2014), y colgó el cartel de 'no hay entradas' durante varias semanas antes de su actuación en La Chana. Y como parece que la mezcla entre la pegada del rock y la melodía del pop ha dado en la diana, el ex 50% de Pereza, todo amabilidad y cercanía, regresa el próximo sábado a la ciudad, al Palacio de Congresos, para encontrarse con sus fans granadinos.

-En su última su gira, 'Pólvora Tour', además de las canciones del nuevo disco interpretará algunos temas de su etapa en Pereza, como 'Princesas', 'Todo', 'Estrella polar' o 'Lady Madrid', junto a otras de su trayectoria en solitario: 'Eme', 'Terriblemente cruel' y 'Vértigo'. ¿Alguna sorpresa prevista para esta nueva cita?

-Con respecto a la última vez que estuve en Granada habrá alguna variación de repertorio. Hay un bloque en medio de tres o cuatro canciones que se va modificando y la banda no conoce. Una vez que superas los 40 conciertos tienes que ir inventándote cosas para mantener la emoción y que no se convierta en algo rutinario. En principio van amigos músicos de allí, pero no tenía pensado invitar a nadie. Aunque luego, estas cosas luego surgen de una manera improvisada y natural -como tiene que ser-, así que no descarto la idea.

-¿Cuáles son esos amigos músicos de la ciudad?

-De la escena más independiente conozco a casi todos y tengo especial amistad con Lapido, que por supuesto invitaré al concierto. Es una persona a la que admiro y siempre que tengo un hueco en cualquier lugar le reivindico, porque creo que es uno de los grandes letristas que tenemos. Y como articulista es de los buenos.

-Con esta gira está cosechando un éxito impropio de estos tiempos. ¿Hasta cuando se prolongará 'Polvora Tour'?

-Empezó en febrero y estremos hasta diciembre. Haremos unos 70 shows, incluidos los de latinoamérica. En febrero y marzo me vuelvo dos meses a Argentina, y el fin de gira lo haré en las grande ciudades entre abril y mayo.

-Con el respaldo de la gran acogida de público y crítica en este segundo trabajo en solitario, ¿trabaja ya en algo nuevo?

-Estoy escribiendo canciones pero no hace ni siete meses que salió este. De manera bastante precoz tengo bastantes canciones, pero todavía no le pongo fecha a nada.

-¿Puede adelantar algo del rumbo que están tomando estas canciones ya escritas?

-Yo no direcciono estilísticamente mis discos: voy haciendo canciones y las propias canciones se van vistiendo y me van dando la respuesta a esta pregunta. Yo nunca me enfrento a un disco pensando "voy a hacer un disco más 'folkie' o más rock". De momento, como parte de una guitarra acústica y una voz, todo tiene ese aroma.

-Con 'Diciembre' ya llenó recintos de gran capacidad a uno y otro lado del charco y con 'Pólvora' está repitiendo éxito. ¿Cree que los músicos españoles tienen más afinidad con hispanoamérica, especialmente con Argentina, que con otros destinos europeos?

-Yo no puedo hablar por los demás. La frontera del idioma es muy importante. La música es música y texto pero cuando entiendes el texto todo cobra otra dimensión. Además, la tradición que tienen allí, su folklore, no sólo la canción de autor, los tangos o la tradición de rock que tienen, para mi ha sido una influencia enorme. Yo creo que nos entendemos muy bien en materia musical.

-Con Loquillo participó en la grabación de su directo en Granada el pasado 22 de febrero. ¿Se plantea usted también grabar algún directo?

-De alguna manera, como estoy arrancando otra vez con otra carrera, me parece un poco prematuro hacer ahora un directo, pero claro esa idea siempre la tengo ahí.

-Después de 10 años en Pereza le dio a 'reiniciar'. ¿Qué cambios drástico ha notado en esta nueva etapa?

-Realmente, hay matices, pero tampoco vivo una cosa totalmente diferente. Todo es más pequeño, porque con Pereza estábamos metidos en una vorágine de grandes dimensiones. Creo que es un ejercicio sano volver a recuperar la emoción con cosas más pequeñas, independientemente de que Pólvora ha cobrado una dimensión mucho más grande de lo que yo esperaba. Esa es la principal diferencia. Es cierto que estilísticamente hay cambios y vitalmente también, pero estoy disfrutando del trayecto y no echo la vista atrás.

-Todo es más pequeño porque el panorama social es diferente.

-Indudablemente las circunstancias sociales y económicas han cambiado a todos los niveles. Es cierto que arranqué mi carrera como Leiva en el peor momento y con Pereza las aguas estaban menos revueltas y en el negocio de la música todo era más fácil. Es verdad que ahora es más difícil pero eso me hace estar emocionado porque, en los tiempos que corren tan complicados, la cosa funciona.

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios