Análisis

El parqué

Subida inesperada

La Bolsa subió ayer un 0,56% en una sesión que inicialmente pintaba mal, porque los resultados de los bancos, en general, no han gustado al mercado, pero las ganancias en Repsol, Iberdrola e Inditex han conseguido más que neutralizar los descensos.

Así, el Íbex 35 cerró la jornada con un avance de 53,40 puntos, el 0,56%, hasta los 9.570,60 puntos, con lo que en el mes sube un 3,57% y desde el inicio del año gana un 12,07%.

Los bancos fueron los protagonistas de la jornada porque presentaron resultados Caixabank, que ha recortado su beneficio un 24% y ha sido el valor más castigado, con un descenso del 2,74%.

Santander, cuyas ganancias cayeron un 10%, terminó cayendo un 0,18%.

La subida de las acciones de Repsol en un 2,61% -la segunda mayor ganancia del Íbex- reflejan que el mercado ha leído en positivo unos resultados que, en un contexto de caída de los precios internacionales, se han mantenido.

Entre los grandes valores también han subido Iberdrola, un 2,07%, e Inditex, el 1,77% mientras que Telefónica se ha sumado a la ola vendedora y ha perdido un 1,04%.

Más allá de los resultados, los mercados están pendientes del desarrollo de las negociaciones entre Estados Unidos y China, con una nueva ronda ayer en Pekín y otra más la semana próxima en Washington, que podría rematarse con un encuentro al máximo nivel a finales de mayo o en la próxima cumbre del G20 en los últimos días de junio.

En la zona euro destaca un crecimiento del PIB mejor del adelantado por el consenso, por lo que cada vez más analistas consideran que las alertas sobre la desaceleración de la economía podrían estar algo infladas.

MÁS ARTÍCULOS DE OPINIÓN Ir a la sección Opinión »

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios