GRANADA HOY En la batalla del coronavirus: mantenemos nuestra cita en los quioscos con despliegue informativo sobre la pandemia

Rosa de los vientos

Pilar Bensusan

bensusan@ugr.es

Soberbios e irresponsables

Cuando peligra su propia salud ellos son VIP o eligen la sanidad privada, como Calvo, que está en la Ruber

Patético el esfuerzo de los medios del régimen para, tras más de 2.200 muertos por coronavirus, intentar convencernos de que Sánchez ha actuado de diez frente a esta pandemia. Más que periodistas son propagandistas que obedecen a su dios.

Y es que desde que se ha demostrado objetivamente que el social-comunismo ha perdido su razón de ser, la izquierda desnortada y vengativa ha intentado buscar otra nueva religión que les mantenga en el poder, les convierta en controladores de la moral y en millonarios a costa del esfuerzo ajeno. Y, miren por donde, han encontrado su nueva religión en el feminismo enloquecido, para el que todos los hombres son delincuentes por naturaleza, en el ecolojetismo y en la teoría del odio contra quien no practique su religión, que comete herejía y delito de odio. Pero el odio que ellos destilan contra quienes no comulgan con su totalitaria religión, es libertad de expresión, porque son fascis-franquistas, que, junto al género masculino, son sus dos demonios.

Y en este "místico" contexto, las lunáticas Calvo y Montero primaron su soberbia y su manifestación del 8-M sobre la vida de las personas, porque "el machismo mata más que el coronavirus", cuando ya la OMS abogaba por el confinamiento de la población para evitar más muertes.

Para ellas la gente es sólo un instrumento de poder, verán como a Calvo, Montero, Begoña, su padre y la madre del doctor fraude, no les van a faltar respiradores ni UVIs en sus mansiones para salvarles la vida, mientras que otros la pierden hacinados en los pasillos de los hospitales, yaciendo sobre toallas.

Nada les importa el triaje previo que les hacen a los enfermos para decidir si viven o se les deja morir sin respirador aunque lleven 35 años cotizando a la SS -algoritmo lo llamó el cobista y mentiroso Simón, que aseguró días antes que no pasaba nada cuando lo sabían todo desde febrero-. Se le escapó a Duque, porque cuando peligra su propia salud ellos son VIP o eligen la sanidad privada, como Calvo, que está en la Ruber y no le harán triaje alguno.

Pero esto no puede quedar así, tras miles de muertes por la insensatez de Sánchez y su régimen, habrá que depurar responsabilidades, incluidos él y su vice, que se saltaron la cuarentena impunemente poniendo en peligro aún más vidas.

Y sobre tanta irresponsabilidad socialista, me viene a la mente la del ex régimen andaluz. Susana, con los 168 millones de la irresponsabilidad del Nevada ¿cuántos respiradores y mascarillas se podrían haber comprado ahora para Andalucía?

MÁS ARTÍCULOS DE OPINIÓN Ir a la sección Opinión »

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios