El balcón

Las encuestas y el diablo

Un sondeo sobre la monarquía y otro de la Junta demuestran que el cliente siempre tiene la razón

Las encuestas las carga el diablo. Una pregunta inocente puede ofrecer respuestas perversas. Aunque hay sondeos que atienden al principio comercial de que el cliente tiene siempre la razón: por ejemplo el CIS de Tezanos que prometía a Sánchez en lo alto de la horquilla 150 diputados en noviembre. Dos encuestas recientes son paradigma de ambas cosas.

Una sobre monarquía y república se difundió el lunes, encargada por medios llamados a sí mismos independientes. Su hipótesis de partida era que hay una mayoría en España a favor de la república. Un asunto sobre el que la atribulada sociedad española siente escaso interés, se eleva a la categoría de cuestión candente por una encuesta on line que no respeta rangos de edad, por exceso de jóvenes e insuficiencia de mayores. El resultado es que la mayoría desearía un referéndum y estaría a favor de la república, pero cree que ganaría la monarquía.

Y se prefiere una república presidencialista por sufragio universal. No se especifica si por colegios territoriales a la americana, con un presidente de amplísimo poder. O a la francesa, de voto directo, en la que el presidente tiene dominios reservados. En medio de una crisis social e institucional se quiere dirigir el malestar ciudadano hacia un cambio de régimen. Pero como las encuestas las carga el diablo, una de las preguntas tiene respuesta inquietante: la valoración de la monarquía está por debajo del aprobado, pero es superior a la del parlamento y está muy por encima de los partidos. ¿Quién aprueba? Las fuerzas armadas, que dependen de instituciones mucho menos valoradas.

Los partidos, aún con su mala nota, ocupan los espacios sin límite. Y la publicidad lo inunda todo. Precisamente, la Consejería de Presidencia y propaganda de la Junta de Andalucía publicó la semana pasada otra encuesta que se centró en los medios. Trataba de establecer que Canal Sur es la segunda cadena de televisión más fiable tras Antena 3, y la Cope la más oída para la información política con diferencia sobre la Ser, que es la primera para el último EGM. Entre las preguntas nada inocentes estaban el grado de "insatisfacción con el Gobierno central/Madrid" o la "Andalucía abandonada por España". Se diluía el desencanto con los políticos dividiendo las posibilidades en nueve apartados, mientras la Covid y el descontento con la sanidad se repartían en trece capítulos distintos. Y así, el cliente contento. Bueno, no del todo. Cuando se preguntaba si Canal Sur está mejor o peor que antes, salía que peor. Las encuestas las carga el diablo...

MÁS ARTÍCULOS DE OPINIÓN Ir a la sección Opinión »

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios