Durante la mañana

Doce kilómetros de retenciones en la carretera de la Costa

  • La decisión de desviar los vehículos por la antigua carretera de Vélez de Benaudalla para continuar con las obras de la autovía ha motivado también que la circunvalación de Motril esté atascada.

La carretera N-323 de acceso a la costa granadina ha registrado esta mañana retenciones de doce kilómetros antes de llegar al cruce con la N-340, en la intersección para desviarse hacia Motril o Salobreña y Almuñécar, según ha informado a Efe la Guardia Civil de Tráfico.

La decisión de desviar los vehículos por la antigua carretera de Vélez de Benaudalla para continuar con las obras de la autovía ha motivado también que la circunvalación de Motril esté atascada.

Según la Guardia Civil de Tráfico, haber realizado desvíos intermitentes por Vélez de Benaudalla entre cinco y seis minutos con la intención de reducir las retenciones, ha provocado que se ha halla colapsado la circunvalación a Motril.

Miles de granadinos se han lanzado desde ayer a la carretera en dirección a la playa, bien para pasar el fin de semana o disfrutar de vacaciones en la segunda quincena de julio.

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios