Provincia

Fomento descarta dar una fecha para la puesta en marcha del AVE

  • El Gobierno central resalta su compromiso con los tramos andaluces del Corredor Mediterráneo y el ramal Bobadilla-Algeciras. Defiende el baipás de Almodóvar para reducir los tiempos de viaje.

Íñigo de la Serna, ministro de Fomento, dialoga con el director de 'Diario de Sevilla', José Antonio Carrizosa, durante el coloquio que siguió a su conferencia. Íñigo de la Serna, ministro de Fomento, dialoga con el director de 'Diario de Sevilla', José Antonio Carrizosa, durante el coloquio que siguió a su conferencia.

Íñigo de la Serna, ministro de Fomento, dialoga con el director de 'Diario de Sevilla', José Antonio Carrizosa, durante el coloquio que siguió a su conferencia. / Juan Carlos Vázquez y Victoria Hidalgo

El Ministerio de Fomento retomará en 2018 las obras de los dos túneles norte de la SE-40, uno de los tres contratos en los que se dividió el paso de la segunda autovía de circunvalación de Sevilla bajo el río Guadalquivir y que se encuentra al 14% de ejecución tras su paralización en 2012. En cambio, el contrato de los trabajos correspondientes a los dos túneles sur será rescindido ante la quiebra de una de las adjudicatarias y el alto coste de actualizar el proyecto constructivo a los requerimientos de la Confederación Hidrográfica del Guadalquivir para proteger la infraestructura de posibles avenidas. "Nunca he visto un proyecto con la complejidad técnica y administrativa de los túneles de la SE-40", señaló el ministro de Fomento, Íñigo de la Serna, durante su intervención en el Foro Joly celebrado ayer en el hotel NH Collection de Sevilla con el patrocinio de Azvi y que contó con la asistencia de más de 300 representantes de la sociedad civil y la política andaluza, entre los que se encontraban el ministro del Interior, Juan Ignacio Zoido; el presidente del PP andaluz, Juan Manuel Moreno Bonilla; el vicesecretario del PP para Asuntos Territoriales, Javier Arenas; la portavoz parlamentaria popular, Carmen Crespo; el alcalde de Sevilla, Juan Espadas, o el delegado del Gobierno en Andalucía, Antonio Sanz, quien fue el encargado de presentar al ponente.

El titular de Fomento arrancó su discurso recordando la relevancia de las elecciones catalanas "para que se mantenga la estabilidad institucional y vuelva la colaboración entre administraciones". "Estamos a dos días de un momento importante para Andalucía", apuntó De la Serna, remarcando así que del resultado de los comicios dependerá la aprobación de los Presupuestos Generales del Estado para 2018, que son la llave para las futuras inversiones.El ministro de Fomento explicó que su departamento ha decidido "iniciar ya" la redacción del modificado del proyecto de los túneles norte para adecuarlo a los planteamientos de la CHG, que incluyen entre otras cuestiones el recrecimiento de los emboquilles. Este trámite comenzará en febrero "con el objetivo de llegar al verano que viene con su autorización y retomar las obras en las que se pueda actuar". De la Serna apuntó que "posiblemente" los trabajos se reinicien en el enlace de la A-8051 entre Coria y Gelves para que pueda conectar con el tramo anterior de la SE-40 en Almensilla. "En 2019 se podría comenzar con el emboquille de la parte oeste, paso previo para empezar a trabajar con la tuneladora", señaló.

En cuanto a los otros dos pasos bajo el río, adjudicados en otro contrato por 270 millones, el ministro de Fomento apuntó que se encuentran al 11% de ejecución. El modificado para adecuarlos a los requerimientos de la CHG es inviable al suponer un alza de su presupuesto superior al 20%. "Corresponde rescindir el contrato, actualizar el proyecto a las nuevas necesidades y relicitar la actuación", señaló De la Serna, quien admitió que su reactivación "llevará más tiempo" que en los túneles norte. El tercer lote de esta infraestructura, que abarca las instalaciones y equipos de seguridad de los túneles, cuenta con un presupuesto de 100 millones de euros y aún no se ha licitado.

En lo que se refiere a la financiación del paso bajo el Guadalquivir, De la Serna señaló que "importa poco si se hace a través del Plan Extraordinario de Inversión en Carreteras -de colaboración público-privada- o por presupuesto ordinario". "Pero las dos actuaciones se van a hacer con la mayor celeridad posible", expresó. Además, su departamento prevé poner en servicio en el primer trimestre del próximo año dos tramos de la SE-40 comprendidos entre Espartinas y Almensilla. También espera finalizar a lo largo de 2018 el tramo Alcalá de Guadaíra-Dos Hermanas. Del resto de tramos en proyecto, Fomento priorizará el cierre del arco noroeste entre la A-4 y el nuevo Acceso Norte de Sevilla. "Vamos acabar la actualización del proyecto para licitar lo antes posible", puntualizó De la Serna.

El Ejecutivo central coloca la pelota de la ampliación del Metro de Sevilla en el tejado de la Junta de Andalucía. "El Gobierno de España no tiene ninguna competencia. Una cosa es que queramos ayudar y otra cuestión muy distinta es que tengamos obligación de hacerlo", señaló el ministro de Fomento, Íñigo de la Serna, quien abundó en la necesidad de que la Junta clarifique la financiación de una obra presupuestada en más de 700 millones, de los que el 50% procedería de fondos europeos. "Si ese es el objetivo, necesitamos la confirmación de la financiación necesaria por parte de Europa. Y creo que también es bueno explorar fórmulas de colaboración público-privada", abundó el titular de Fomento, que agregó que no es partidario de "firmar protocolos sin contenido ".

De la Serna respondió así a las demandas de la Administración regional, que le insta a que rubrique el acuerdo suscrito por Junta y Ayuntamiento de Sevilla. "Hace falta un proyecto muy definido para la evaluación técnica, un presupuesto ajustado y consignación presupuestaria porque quien tiene la obligación de hacerlo es la Junta", agregó en el coloquio posterior a su intervención. El representante del Gobierno central rechazó tener una mala relación institucional con la Junta, pero admitió que el consejero de Fomento, Felipe López, no le ha acompañado en ninguna de las catorce visitas que ha hecho a Andalucía desde que es ministro. "Es la única comunidad en la que el consejero nunca ha estado presente", sostuvo. De la Serna, lamentó lo que consideró falta de "capacidad de gestión" de la Junta en materia de vivienda y de infraestructuras. A su juicio, esto repercute en la pérdida de ayudas millonarias y en el abandono de infraestructuras.

En materia de ferrocarriles, incidió en el impulso del Corredor Mediterráneo en Andalucía. Los proyectos constructivos de los tramos restantes entre Almería y Murcia estarán redactados en el primer trimestre de 2018. "Y antes del verano habremos licitado todo a a la vez para evitar tramos sin continuidad", sostuvo De la Serna, que recordó también el compromiso de invertir 300 millones para renovar la conexión Almería-Granada con tercer carril y electrificación.

También se refirió al la línea de alta velocidad Antequera-Granada, aunque enfrió las expectativas de una pronta inauguración. De la Serna señaló que la fase de pruebas empezó el pasado mes de noviembre y subrayó que "durarán bastantes meses". "No podemos dar una fecha para el inicio de la circulación comercial porque depende de la Agencia de Seguridad Ferroviaria", sostuvo.

El ministro de Fomento defendió el baipás de Almodóvar para lograr una "reducción sustancial" de tiempos de viaje entre Málaga y Sevilla. Su previsión es que se puedan iniciar las obras en el verano de 2019. La actuación, presupuestada en 40 millones, supone a su juicio "la mejor opción". Ante las quejas de la Junta, De la Serna animó a la Administración regional a invertir en el Eje Ferroviario Transversal. Insistió en que éste es competencia de la Junta y tildó de "plataforma para el aterrizaje de aves" el corredor ya terminado y sin uso entre Marchena y Fuente de Piedra.

El responsable de Fomento detalló las actuaciones entre Bobadilla y Algeciras, una de las principales demandas de la Junta. "Después de muchos problemas técnicos y administrativos, se ve que estamos imprimiendo un ritmo lo más ágil posible", afirmó De la Serna.

Las obras en marcha comprenden la renovación de la plataforma en San Roque Mercancías y en el tramo Almoraima -Algeciras, por unos 26 millones de euros, a los que se suman otros 16 millones para la implantación del Control de Tráfico Centralizado (CTC) entre Gaucín y Algeciras. El titular de Fomento insistió en que en el tramo Ronda-San Pablo de Buceite ya acabaron las obras de plataforma, y que la adjudicación del siguiente segmento, entre San Pablo y Almoraima, se acometerá en el segundo trimestre de 2018. En una fase más atrasada se encuentran los 60 kilómetros comprendidos entre Bobadilla y Ronda, donde aún está en redacción el proyecto de mejora. El ministro de Fomento reiteró que el objetivo es culminar en 2020 las obras de plataforma entre Bobadilla y Algeciras, que comprenden la implantación del ancho europeo por tercer carril, y un año después la electrificación. En este punto, matizó que el retraso de las subestaciones planificadas por Red Eléctrica -muy reprobado por la Junta- "no supone un punto crítico" y agregó que se han encargado "los proyectos correspondientes".

Otra línea en la que afirmó trabajar "con intensidad" es la de Sevilla-Huelva, en la que se contempla una inversión de 400 millones. El titular de Fomento sostuvo que los proyectos constructivos estarán listos en el primer trimestre de 2018. Además, recordó que se eliminarán seis limitaciones temporales de velocidad y que a lo largo del próximo año se construirán varios apartaderos de 750 metros gracias a un convenio con el puerto onubense.

El ministro cerró su intervención anunciando que Renfe pondrá a la venta 50.000 billetes a 25 euros en la medianoche del viernes como cierre de los actos del 25 aniversario del AVE.

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios