Técnicas

Predecir la eficacia

  • Una herramienta informática gratuita permite saber si la intervención neurorreflejoterápica es adecuada para aliviar diferentes tipos de dolor.

Es uno de los principales quebraderos de cabeza de los gestores sanitarios y, presumiblemente, una de las razones del déficit en el gasto en este campo. Seleccionar un tratamiento para un paciente sabiendo si no va a ser eficaz es siempre una apuesta que, si sale mal, repercute negativamente en las arcas de la sanidad púbica y, por ende, en las de cada ciudadano.

Por esta razón, es una buena noticia el desarrollo de un sistema informático que permite predecir casi con seguridad si una terapia concreta es eficaz para el tratamiento del dolor de espalda. Es solo un ejemplo de los beneficios que puede aportar la medicina personalizada pero, según los creadores de la herramienta, esta podría importarse a otras dolencias y tratamientos, cambiando el abordaje de muchas enfermedades.

En concreto, la terapia de la que ahora se puede predecir su eficacia es una vieja conocida de los traumatólogos. Se llama intervención neurorreflejoterápica (NRT) y es eficaz en algunos caso de dolor de cuello y espalda. Consiste en implantar superficialmente en la piel un material quirúrgico, sobre fibras nerviosas que al ser estimuladas desencadenan efectos que contrarrestan los mecanismos que mantienen el dolor, la inflamación y la contractura muscular en los casos de dolor de cuello y espalda de carácter subagudo y crónico. Está disponible en el Sistema Nacional de Salud (SNS) y fue desarrollada por Francisco Kovacs, director del Departamento Científico de la Fundación del mismo nombre.

Esta misma entidad es la que ha desarrollado el programa pronosticoNRT.es, accesible libre y gratuitamente para pacientes y profesionales. Pero antes de lanzar este programa, la propia Fundación diseñó un estudio para validar su eficacia; es decir, si la herramienta informática era una buena predictora de la utilidad de esta opción terapéutica.

Para ello, investigadores dirigidos por Ana Royuela, del Centro de Investigación Biomédica en Red de Epidemiología y Salud Pública (Ciberesp) analizaron los datos de 9.023 pacientes a los que se había realizado una intervención NRT en unidades especializadas de la Fundación Kovacs a las que habían sido derivados desde los Servicios de Salud de Madrid, Cataluña, Baleares, Asturias y Murcia.

Tras la evaluación exhaustiva de su evolución, se aplicó la herramienta informática para determinar el valor de los factores que predicen la respuesta clínica de los pacientes tratados con esta tecnología. Según los resultados de la investigación, los modelos predictivos usados en el programa permiten cuantificar por separado la probabilidad de que, tres meses después de una intervención NRT, se haya producido una mejoría relevante de su dolor, así como de su incapacidad. El estudio ha sido publicado en la revista Spine Journal.

Según Royuela, el trabajo ha merecido la pena porque "tiene una aplicación práctica inmediata, al permitir a los pacientes conocer con antelación la probabilidad que tienen de que este tratamiento sea efectivo en su caso concreto", lo que les permitirá cotejar mejor ese pronóstico con los efectos secundarios o los riesgos que conlleva.

El cuestionario consta de 30 ítems que incluyen desde parámetros muy generales como edad o sexo del paciente a otros mucho más específicos como el efecto que tiene el dolor que se sufre en aspecto de la vida cotidiana como el ocio, el dormir o conducir.

Más allá de la utilidad concreta de este test específico, que fue presentado en la sede del Consejo General de Colegios Oficiales de Médicos - Organización Médica Colegial, los expertos lo valoran como un posible ejemplo a imitar en otras patologías. "Este estudio demuestra que es factible aplicar sistemáticamente mecanismos validados de vigilancia post-implantación en la práctica clínica diaria del SNS", subraya Kovacs.

Por su parte, el presidente de la OMC, Juan José Rodríguez Sendín, señala que "disponer de datos detallados, fiables y transparentes sobre todas las tecnologías sanitarias permitiría mejorar la eficiencia del SNS, al aplicar a cada paciente los tratamientos más apropiados en su caso concreto".

Hola, el 70% de la población general tiene dolor lumbar alguna vez en su vida. Los avcances en este campo son esenciales ya que es la principal causa de incapacidad.

Tags

más noticias de SALUD Y BIENESTAR Ir a la sección Salud y Bienestar »

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios