Sociedad

Dimite un alto cargo del Vaticano tras ser acusado de abusos por una monja

  • El sacerdote austriaco Hermann Geissler abandona su cargo cinco años después de las revelaciones de la presunta víctima

El sacerdote austríaco Hermann Geissler. El sacerdote austríaco Hermann Geissler.

El sacerdote austríaco Hermann Geissler. / M. G.

El sacerdote austríaco Hermann Geissler ha dimitido de su cargo como funcionario de la Congregación para la Doctrina de la Fe, después de que se hayan hecho públicas las acusaciones contra él por intento de violación a una monja durante una confesión en el año 2009.

"El 28 de enero de 2019, el padre Hermann Geissler solicitó permiso al Prefecto de la Congregación de la Doctrina de la Fe para dejar su servicio. El prefecto ha aceptado esta petición. P. Geisslerd dio este paso para limitar el daño ya hecho a la Congregación y su comunidad", ha señalado la oficina de prensa del Vaticano.

El Vaticano abrió una investigación en 2014 cuando Doris Wagner-Reisinger denunció los hechos. "Geissler insiste en que la acusación contra él no es cierta y pide que el proceso canónico que está en marcha continúe. También se reserva la posibilidad de emprender medidas legales", ha agregado el Vaticano.

Según el canon 1387 del Código de Derecho Canónico, un sacerdote que durante una confesión solicita a un penitente pecar contra el sexto mandamiento debe ser castigado con suspensión, prohibiciones o privaciones, en casos más graves tiene que ser destituido del estado clerical.

El portavoz del Vaticano, Alessandro Gisotti, señaló el pasado 21 de enero a la página web NcrOnline.org que Geissler estaba bajo investigación por parte de la Congregación, que se reserva el derecho a adoptar "iniciativas apropiadas".

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios