Sociedad

El tabaco, el colesterol y la tensión alta reducen en 15 años la esperanza de vida

  • Un estudio demuestra que los cambios alimenticios disminuyen la tasa de mortalidad

Los hombres de mediana edad que fuman y tienen altos niveles de tensión arterial y colesterol corren el riesgo de vivir entre 10 y 15 años menos que los varones de este segmento de edad que no presentan estos factores de riesgo. Según un estudio publicado por la revista médica British Medical Journal, las tasas de mortalidad a consecuencia de enfermedades coronarias han disminuido.

Los expertos atribuyen dichas mejoras a circunstancias como la lucha contra el tabaquismo, la introducción de cambios en la dieta alimenticia y en los estilos de vida, y las mejoras en los tratamientos para los afectados por enfermedades cardiovasculares. Hasta la fecha, los estudios previos no habían tenido en cuenta hasta qué punto afectaban a las expectativas de vida los diferentes factores de riesgo de enfermedades cardiovasculares. Pero un grupo de investigadores de la Universidad de Oxford se centró en estudiar esa asociación entre estos factores y la esperanza de vida en los varones de mediana edad.

Los participantes en el estudio completaron un primer cuestionario en el que indicaron su historial médico, sus hábitos con el tabaco, su grado profesional y su estatus civil, además de dar constancia de su peso, altura, tensión arterial, estado de los pulmones, nivel de colesterol y nivel de glucosa. Los expertos siguieron la pista a 18.863 de estos hombres, de los cuales 7.044 seguían con vida en 1997, año en el que volvieron a ser examinados -28 años después de la primera evaluación-. Al comienzo del estudio, los investigadores observaron que el 42% eran fumadores, que un 39% registraban tensión alta y que un 51% de las personas estudiadas tenía alto su nivel de colesterol. Cuando volvieron a ser evaluados, aproximadamente dos tercios habían dejado de fumar y los expertos registraron una reducción en otros dos tercios de la tensión sanguínea y en los niveles de colesterol.

Finalmente, el estudio constató que, una vez cumplidos los 50 años, aquellos que padecían las tres variables de riesgo (tabaco, tensión alta y colesterol) veían reducida en 10 años su esperanza de vida con respecto a los varones que llegados a la misma edad no presentaban ninguno de estos factores. Como promedio, la vida de los primeros se prolongaba 23,7 años y la de los segundos 33,3.

Etiquetas

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios