El 'crack' se mete a míster

  • Luis Fabiano reinvidica su titularidad y recomienda a Jiménez que para ganar debe alinear siempre a dos extremos y dos puntas · "Para lograr el objetivo hay que arriesgar", afirma

Comentarios 22

Luis Fabiano está en el mejor momento de la temporada. El delantero paulista fue clave volviendo a la titularidad en los triunfos sobre el Villarreal y el Mallorca y por ello, ahora que está contento, sacó su genio díscolo y se reivindicó ante su entrenador. Incluso le recomendó a Jiménez que, si quiere ganar, debería alinear siempre a cuatro atacantes puros, dos extremos y dos delanteros, como en los dos partidos referidos. El peculiar jugador presenta tantos altibajos en su fútbol como en sus discursos y ayer tuvo un día gracioso. No se quedó en esas recomendaciones técnicas, sino que dejó en el aire que su futuro en el Sevilla no está claro, por la opción de que llegue un gran club por él, y entró a comparar las alineaciones de Jiménez y de Juande Ramos, algo que no habrá sentado nada bien al que elige los onces en el Sevilla actualmente.

Fue un Luis Fabiano en estado puro. O Fabuloso se iluminó y no necesitó ni el mínimo pique de los periodistas para soltarse. Cuando se le preguntó cómo se hallaba tras reencontrarse con el gol, dijo: "Kanoute y yo necesitamos jugar juntos, pero este año no lo hemos hecho mucho por bastantes problemas. Hemos vuelto a hacerlo y hemos marcado los dos en las últimas jornadas. Es muy bueno para el equipo y estamos cerca del objetivo. Quedan tres partidos, los más importantes de la temporada".

A partir de ahí, fue abundando en su velada crítica a las elecciones de Jiménez, casi olvidando que su falta de continuidad ha estado muy condicionada por las lesiones, por las que tuvo permiso del club para curarse en la clínica del Sao Paulo, la muscular de octubre y el esguince de rodilla de enero. "La verdad es que no me esperaba estar muchas veces en el banquillo. 17 goles en total están bien, pero ocho en la Liga no me gusta tanto, porque quería llegar a los 15 goles y la temporada no ha sido como esperaba. Quedan tres partidos y quiero seguir ayudando al Sevilla a que consiga sus objetivos. Jugué poco, estuve en el banquillo muchas veces, lesionado tres veces y la temporada no ha sido como esperaba. Quedan tres partidos y quiero ayudar al Sevilla a jugar la Champions".

Sí se le recordó a Luis Fabiano que a gran parte de la afición le gusta esta vuelta al 4-4-2: "Nosotros estábamos acostumbrados a jugar siempre con dos extremos y dos puntas; cuando jugamos así, Fredy y yo creamos peligro, con Jesús Navas, Capel, Adriano o Perotti en las bandas. Si quieres ganar, hay que jugar así, no tienes otra forma. Tenemos un objetivo y sólo ganando vamos a lograr el objetivo y hay que arriesgar, no queda otra".

También se le inquirió si entendía que el nueve titular de Brasil hubiese estado en el banquillo en más de una ocasión, y ahí sacó la palabra respeto hacia Jiménez: "Él me saca y ya está. Quiero jugar, y él es el que me pone y me quita, pero hay que respetar. Ha habido veces que no han jugado Kanoute o Jesús Navas y hay que respetar al compañero, somos un grupo". Pero volvió a tirarle un dardo a Jiménez sobre sus suplencias: "Todas las veces que salí del banquillo el equipo estaba perdiendo, contra el Bilbao, contra el Madrid. Y ahí es difícil, lo intento pero es muy complicado". A pesar de todo, reconoció que las lesiones le han "afectado muchísimo": "Hace tres semanas tenía molestias en el pubis, y ahora estoy al cien por ciento para ayudar".

Por último, dejó una duda: "Yo estoy muy contento con mi contrato, me quedan dos temporadas más, pero en fútbol no sabes qué puede pasar. No sé qué voy a hacer, no sé qué pasará. Interés de equipos hay, pero yo pienso en los tres partidos, quiero terminar bien la temporada y después ya veremos. Si pagan la cláusula...", dijo.

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios