El paraguas de Del Nido

  • El presidente hace una enérgica defensa de su plantilla ante las críticas de sus propios aficionados · "Me enrabieta que se le pierda el respeto a un plantel que ha dado tanta gloria al Sevilla"

Comentarios 29

José María del Nido sacó ayer un paraguas enorme, mayor incluso de los que son habituales en los campos de golf o en los paddocks de los circuitos de motos, para proteger a su plantilla del chaparrón que le está cayendo después de las dos últimas derrotas caseras frente a Mallorca y Getafe. El presidente aprovechó el desplazamiento a París para salir en defensa de los suyos y lanzarle un rotundo mensaje a los sevillistas. "Me enrabieta que se le pierda el respeto a este plantel que le ha dado tanto gloria al Sevilla FC", fue el concluyente mensaje en el aeropuerto de San Pablo.

Pero conviene ir por partes y antes que nada hay que aclarar que Del Nido respondía a una pregunta sobre su valoración acerca de la paupérrima entrada del Sevilla-Getafe. "Quiero creer que el aspecto del Sánchez-Pizjuán el pasado sábado era consecuencia de la lluvia que había caído en la ciudad en la noche anterior y durante todo el día del encuentro", aclaró antes de pasar sin solución de continuidad a un discurso que parecía deseoso de lanzar. Fue el siguiente: "A mí lo que más me duele de todo lo que estamos viendo, me duele como dirigente y me enrabieta como socio 202 del Sevilla, es que se le pierda el respeto y se le chille al plantel que le ha dado tanta gloria al Sevilla FC. Porque esta plantilla no hace 48 años, ni 58, ni 68, que ha ganado el título, sino seis meses, quizás cuatro y medio o cinco. Es una plantilla que no puede soportar en su espalda la mochila de los éxitos que ha conseguido, eso es lo que me duele como dirigente y me enrabieta como aficionado".

Ahí salió, por tanto, la vena más vehemente de un José María del Nido que no parece entender muchas cosas de la actualidad del club y su relación con el entorno. En la profundización de sus explicaciones, agregaba en un tono más conciliador: "Más allá de un puntual resultado y de ese descomunal cabreo de los aficionados, éstos siguen confiando en su equipo. La afición sigue agradecida a sus jugadores por los éxitos que le brindan y la prueba evidente es que, después de muchísimo tiempo, volvemos a ser muchos los aficionados que viajamos a París, alrededor de mil tienen ya su entrada para ver el partido, lo cual es una demostración palpable de que los sevillistas siguen estando con su equipo".

Estas reflexiones sobre la reacción del sevillismo no quieren decir que Del Nido no acepte su enfado. "Lo que hay que hacer es cambiar esta racha lo antes posible y la primera oportunidad llega en París. Además, ganando en Francia estaríamos clasificados y seríamos primeros de grupo, con lo cual hay que ir a París a vencer, sabiendo que vamos a enfrentarnos a un durísimo rival, que pelea el título en el país galo y que querrá la victoria".

¿Pero cómo afronta Del Nido esta mala racha a la que alude? "Con la preocupación lógica del dirigente, pero con la seguridad y el convencimiento de que más pronto que tarde cambiaremos el sino de estas derrotas y que la plantilla demostrará que es un buen plantel y que puede pelear por los objetivos que, más allá de nuestras posibilidades, marcamos año tras año".

Del Nido espera a un equipo enrabietado frente al PSG, "y que ellos mismos sean los primeros que quieran demostrar su valía, su capacidad, su caché"... Tampoco rehuyó el abogado a esas posiciones contrarias expresadas por Palop y Dragutinovic sobre el origen que, para ellos, puede tener esta mala racha deportiva: "Este debate que se ha establecido en el que hay dos polos opuestos, o dos interpretaciones distintas, entre Drago y Palop creo que converge en lo que es más importante, que hay que salir de esta racha negativa, que hay que buscar la victoria lo antes posible y que hay que volver a la senda de los triunfos y que todos unidos deben revertir esa situación".

Cuestión importante, la posibilidad de ir al mercado de invierno, pero Del Nido ni quiere prisas ni promesas que después no puedan cumplirse. "Nosotros nos hemos caracterizado en los numerosísimos años que llevamos de gestión, ocho y medio, por poner a disposición del técnico al plantel necesario para pelear por los objetivos que la entidad le marca. Queda un mes para que pare la competición y vamos a esperar a que el entrenador haga el análisis de estos meses y vamos a escuchar la opinión del subdirector deportivo. A partir de ahí se hará lo que se tenga que hacer. Ni descarto hacer esfuerzos que sean necesarios ni que la plantilla se quede tal cual", decía.

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios