Un tiroteo por una herencia acaba con un muerto y un herido grave en Santa Fe

La disputa protagonizada por varios miembros de una misma familia acabó con la vida de un joven de 21 años y, su padre, grave en el hospital · El presunto autor de los hechos, primo de las víctimas, fue detenido

C. R. / Granada | Actualizado 14.03.2009 - 01:00
zoom

La grúa retira el coche en el que iban el padre y el hijo.

zoom

Los agentes montaron un amplio dispositivo de seguridad.

zoom

Curiosos, vecinos y familiares se acercaron a la zona.

Share
El dinero no sólo separa familias sino que también las destruye. Antonio, un joven de 21 años, falleció ayer de camino al hospital a causa de las heridas de bala que recibió en la cabeza y en el tórax. El gatillo de la pistola lo apretó, presuntamente, un primo suyo con el que según declaró el alcalde de Santa Fe, Sergio Bueno, tenía problemas debido a una herencia familiar. En la disputa en la que se enzarzaron ambos, Antonio no fue la única la víctima. Su padre, un hombre de 53 años, se debate entre la vida y la muerte en el Hospital Virgen de las Nieves ya que también fue alcanzado por los disparos. Todos son de etnia gitana. El padre y el hijo viven en Santa Fe y se les conoce por ser miembros de la familia de "Antonio el pintor". El primo de ambos, que pasó a disposición judicial en la tarde de ayer, reside en Vegas del Genil. Todo ocurrió pasadas las cinco y media de la tarde en la Avenida de la Hispanidad del municipio santaferino.

Fruto o no de la casualidad, los integrantes en la disputa coincidieron justo a las puertas del Cuartel de la Guardia Civil, hecho que facilitó la detención del autor de los disparos. Precisamente, fueron dos agentes que estaban en el cuartel los que escucharon las voces que llegaban de la calle. Al salir presenciaron la escena y actuaron de tal manera que el autor de los disparos fue detenido a los pocos minutos.

Padre e hijo fueron trasladados de inmediato a dos centros hospitalarios de la capital y en la zona, que quedó acordonada, se organizó todo un dispositivo de seguridad con agentes de la Guardia Civil y de la Policía Local del municipio.

La noticia corrió como la pólvora. No en vano, la Avenida de la Hispanidad conecta directamente con el centro del pueblo y a esa hora eran muchos los vecinos que se encontraban en de compras o tomando café en la zona. El tiroteo se convirtió en el tema de conversación de vecinos, curiosos y, como no, familiares que se acercaron al lugar de los hechos.

Pasadas las siete de la tarde se vivió uno de los momentos más tensos a pie de calle ya que parte de la familia de los heridos, entre ellos, el abuelo, se encontraba en las inmediaciones cuando llegó la noticia del fallecimiento de Antoñito, su nieto. El hombre, acompañado de otros familiares, se marchó de inmediato a su domicilio, lamentando la triste pérdida. Y es que el joven tenía poco más de 21 años y, como decían los vecinos, "toda una vida por delante" incluso como comentaban en el pueblo, para haber solucionado los problemas que separaban a su familia y que ayer acabaron con la suya.

Sergio Bueno, quien lamentó el suceso, confirmó que el detenido A.M.H, de 44 años, fue ayer trasladado a la Comandancia de la Guardia Civil de la capital donde se le tomó declaración y pasó a disposición judicial como presunto responsable del homicidio. Del mismo modo, los agentes también se hicieron con el arma, una pistola, según el edil, que fue incautada por la Guardia Civil para que pueda ser investigada.

Pasadas las ocho de la tarde, y una vez que la grúa se había llevado el vehículo en el que viajaban del padre y el hijo para analizarlo, los agentes policiales levantaron el dispositivo de seguridad de la zona y montaron un discreto operativo para evitar represalias.
ayer y hoy

José Luis Delgado

Pie de foto

El pobre Miguel en la Capilla Real

Se llevaban fatal. Isabel recelaba de Fernando; su hija Juana, de su esposo Felipe y éste de su suegro. Y en medio de estas guerras está el nieto Miguel de la Paz Imposible que descansen en paz

PUBLICIDAD