Cataluña

La Guardia Civil sitúa a Roures en el epicentro del 'procés'

  • El propietario de Mediapro es considerado "elemento capital" en la hoja de ruta independentista

  • Boya (CUP) declara en el TS que la DUI tenía vocación de efectividad

Jaume Roures, fundador de Mediapro. Jaume Roures, fundador de Mediapro.

Jaume Roures, fundador de Mediapro. / EFE

La Guardia Civil sitúa al empresario y fundador de Mediapro Jaume Roures en el Comité Ejecutivo que aparecía en el documento denominado Enfocats, considerado la hoja de ruta del procés para la declaración de independencia de Cataluña e incautado en el domicilio de Josep María Jové, número dos del ex vicepresidente de la Generalitat Oriol Junqueras.

Según el citado informe, en poder ya del magistrado del Tribunal Supremo (TS) Pablo Llarena, quien instruye la causa por rebelión contra 28 dirigentes independentistas, Roures "podría integrarse en el Comité Ejecutivo que se plasmó en aquel documento en calidad de profesional experto en el ámbito de la comunicación".

Agentes de paisano salieron a cazar con porras a los independentistas"

Según los agentes, los máximos responsables del movimiento independentista son conscientes de que "contar con el soporte de un proveedor de servicios audiovisuales de la entidad Mediapro permitiría difundir el mensaje soberanista a un público mucho mayor".

Por ello concluyen que la acción de comunicación que se planteó en Enfocats fue clave y que por ello los dirigentes independentistas "se valieron de medios de comunicación social públicos y privados erigiéndose la figura de Jaume Roures Llor en elemento capital para la difusión del mensaje independentista".

La Guardia Civil recuerda que Roures habilitó un centro de prensa para el referéndum del 1-O y que Mediapro produjo el vídeo difundido por TV3 "en el que se narraron los acontecimientos relacionados con el referéndum, se enaltecieron a las personas que fueron capaces de hacerlo efectivo y se difundieron los mensajes que interesaban a la causa independentista".

La Guardia Civil analiza en el informe tres llamadas en las que participa Jové y en las que se hacen alusiones directas o indirectas a Roures, aunque en una se le identifica como "el señor" y en otra como el "abuelo".

La ex diputada de la CUP Mireia Boya asumió este miércoles, por su parte, ante el juez Llarena que la declaración unilateral de independencia (DUI) no fue cosmética, sino que buscaba una efectividad real, tras lo cual el magistrado del Supremo no adoptó medidas cautelares contra ella porque no las reclamó el fiscal.

En su interrogatorio, que duró una hora y quince minutos, sólo respondió a las preguntas de su letrado y del juez, y negó haber conocido el documento Enfocats o haber participado en ningún comité estratégico.

Además, cargó contra las fuerzas de seguridad del Estado, al defender que en los días previos al referéndum los agentes salieron de paisano con porras "a cazar" a los independentistas.

El Supremo, asimismo, rastrea los pinchazos que autorizó el juez de Barcelona que investiga los preparativos del 1-O para averiguar la implicación del ex líder de la ANC Jordi Sànchez y el presidente de Òmnium Cultural, Jordi Cuixart, en las movilizaciones independentistas y las reuniones sobre el "procés".

El ex vicepresidente del Govern Oriol Junqueras ha pedido, a su vez, amparo al Constitucional para quedar en libertad, alegando que se le castiga por su ideología pese a que el proceso catalán ha sido pacífico y que la declaración de independencia expresó una "voluntad política" sin valor jurídico.

En el recurso, al que ha tenido acceso Efe, Junqueras, que lleva más de cien días en prisión por los delitos de rebelión y sedición, pide al Constitucional que tramite su petición de excarcelación de forma "urgente", para "evitar daños irreparables", al considerar que se están vulnerando sus derechos como diputado.

Etiquetas

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios