Huelva

El menor expulsado por abusos sexuales en Lepe irá a otro colegio

  • La delegada de Educación de la Junta destaca que se está reflexionando sobre qué centro tiene "los recursos necesarios para que pueda mejorar su conducta respecto a los demás menores"

Comentarios 1

La delegada de Educación de la Junta de Andalucía en Huelva, Antonia Cascales, ha asegurado que el menor de 12 años de Lepe, expulsado del centro Río Piedras de la localidad por un presunto intento de agresión sexual a tres menores de cuatro años, "será escolarizado en un centro del municipio porque está en su derecho".

En una rueda de prensa, junto con la delegada de Igualdad y Bienestar Social, Carmen Lloret, y la coordinadora provincial del Instituto Andaluz de la Mujer (IAM), Isabel Rodríguez, para presentar la IV Jornadas de formación dirigidos a las Asociaciones de Padres y Madres de Alumnos (AMPA), Antonia Cascales señaló que este menor "tiene derecho a ser escolarizado en la localidad donde reside".

En este sentido, Cascales destacó que la Junta está tomando "un tiempo de reflexión para buscar el centro educativo más adecuado donde pueda escolarizar con garantías a este alumno, y donde tenga los recursos necesarios para que pueda mejorar su conducta respecto a los demás menores".

Asimismo, afirmó que el centro educativo Río Piedras "ha puesto en marcha todos los protocolos que existen para este tipo de casos, actuando magníficamente bien", y pidió a los padres y a las madres de Lepe que dejen a la Junta "hacer su trabajo y que respeten que se trata de un menor", por lo que la privacidad de este caso "hay que tenerla presente en todo momento".

Por su parte, Carmen Lloret apuntó que desde la Junta están trabajando "con la familia, con los servicios sociales comunitarios del Ayuntamiento de Lepe, con el centro escolar, y con la Delegación de Educación, ya que el menor tiene derechos y existe una ley de protección de menores".

En esta misma línea, rogó a todos los medios de comunicación que en los temas de menores fueran "extremadamente prudentes porque se trata de niños que están en fase de formación", a lo que añadió que "en función de las actitudes que tengan los adultos, pueden conllevar a que esos menores no sean en un futuro personas de provecho, sino todo lo contrario, porque éstos absorben todo lo que les rodea".

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios