"Tenemos ingredientes para equipararnos a Madrid y Cataluña; falta creérnoslo"

  • El presidente de los organizadores de congresos y reuniones de la comunidad dice que este sector prevé un "crecimiento cero" y señala la necesidad de crear una "marca única" para su comercialización y promoción

Comentarios 7

-¿Qué valoración hace del estado del sector de turismo y reuniones en Andalucía a día de hoy?

-Nuestro sector no es precisamente de los más afectados por la crisis, aunque sí se ha producido una disminución en el número de participantes en los congresos, lo que repercute directamente en el resultado económico del evento. No obstante, es importante resaltar que, según datos de la Consejería de Turismo, Comercio y Deporte de la Junta, en 2009 Andalucía recibió 1,46 millones de turistas de reuniones y congresos que han generado 733 millones de euros, lo que supone una participación del 4,7% en el total de ingresos turísticos del año 2009.

-Se dan datos como que el sector prevé crecimientos de hasta el 25%, ¿comparte esta previsión?

-No puedo estar en absoluto de acuerdo. Estos datos de crecimiento se esperaban para 2009 y años venideros. Según los informes de nuestros asociados, para 2011 nos vamos a mover en las previsiones de crecimiento cero.

-No obstante, informes y profesionales revelan que, a pesar de la crisis, este es un segmento que sólo aspira a subir.

-Insisto en mi comentario anterior. Aunque el gasto del turista de negocios es superior al resto, también se ve afectado por la crisis económica y, tanto a nivel andaluz como nacional, no se ven indicios de recuperación.

-Sí está claro que es un turismo que genera mucho gasto y favorece la diversificación de la oferta.

-Efectivamente. Esto permite al turista, al tiempo que asiste a su congreso, participar de otras actuaciones que se realizan paralelamente, como viajes culturales, compras o espectáculos.

-Andalucía cuenta con buenas instalaciones, pero desde fuera lamentan que falta una apuesta clara por este sector. ¿Comparte esta afirmación?

-Nuestras infraestructuras son excelentes y nuestros profesionales rayan a un gran nivel. Pero habría que hacer una apuesta específica y decidida por el turismo de negocios, propiciando la creación de una marca única que nos posibilitara la asistencia a ferias monográficas bajo un mismo paraguas. El único objetivo sería la captación fuera de España de congresos internacionales.

-¿Qué falta para llegar al nivel de la Comunidad de Madrid y Cataluña, primeras regiones en este tipo de turismo?

-A mi parecer falta algo importante, y es creérnoslo. Tenemos todos los ingredientes para situarnos a un nivel equiparable a Madrid y Cataluña. Todavía somos muy individualistas. No somos conscientes de la importancia que tiene el asociacionismo. Para lograr grandes metas hay que trabajar de forma conjunta y ello implica ser más generoso a la hora de proporcionar datos de nuestras actividades. Sería importante que administraciones y empresas privadas pudieran fijar las bases de funcionamiento para poder determinar los eventos reales que se realizan en Andalucía. Nos ayudaría a conocer con certeza nuestras fortalezas y debilidades.

-¿Se esperan grandes congresos en los meses que quedan?

-Los palacios de congresos de Sevilla, Granada y Málaga, por sus capacidades, han ido cerrando con la antelación suficiente sus contrataciones. Nuestras ciudades están especialmente preparadas para albergar grandes congresos y estamos bastante implicados en los circuitos nacionales, aunque no tanto en los internacionales.

-Se dijo que con motivo de la visita de Michelle Obama en verano muchas empresas pensaban en Andalucía para celebrar congresos. ¿Se ha notado este efecto?

-La difusión y repercusión mediática de una visita de estas características está fuera de toda duda. Lo mismo pasó cuando visitó nuestra comunidad Bill Clinton, que se produjo un efecto llamada. Afortunadamente, hay otras causas que influyen muy directamente en nuestra fuerza y situación en el ranking organizativo. Concretamente, el tiempo que España ha ostentado la Presidencia de la Unión Europea ha hecho que los eventos organizados en Andalucía durante ese periodo y gracias a ese motivo hayan aumentado.

-La Asociación OPC Andalucía y la Asociación de Palacios de Congresos y Ferias (Afcan) anunciaron en septiembre una alianza para dar un impulso a este segmento turístico. La Afcan pasa a formar parte de OPC Andaluza como miembro adscrito. ¿Cuáles han sido los primeros pasos y resultados de esta alianza?

-Los primeros pasos de esa alianza han sido propiciar actuaciones comunes y fortalecer mediante la unión el papel que realizan nuestras asociaciones. El que la Afcan haya pasado a formar parte de la Asociación Andaluza de Empresas de Organizadores Profesionales de Congresos va en esa línea de fortalecimiento. También estamos en contacto con la Asociación Andaluza de Agencias de Viajes para propiciar su incorporación. El que la Consejería de Turismo estableciera un acuerdo de colaboración con Afcan hace una semana es importante, aunque falta que los demás agentes implicados en el sector participen en un plano de igualdad en ese proyecto de mejora de nuestra competitividad.

-¿Qué objetivo se persigue con esta sinergia de fuerzas?

-Fundamentalmente articular y definir estrategias de captación y promoción diferenciadas para cada uno de los subsegmentos de reuniones, adecuando la oferta de Andalucía a las demandas del mercado, potenciando los servicios de receptivo y mejorando la posición competitiva del destino.

-Dijeron que preparaban con agencias andaluzas y hosteleros un documento en el que recogerían peticiones del sector a la Junta para potenciar este turismo. ¿Tiene forma ese documento?

-La ejecución de un documento así tiene su dificultad de elaboración pero, una vez realizado, es grande la satisfacción. Manifiesta la voluntad de los agentes de buscar un punto de encuentro y recoge de forma consensuada nuestras peticiones, como la creación de un sistema de medición del segmento MICE en Andalucía; la elaboración de una publicación profesional que sea nexo de unión entre el sector y la Administración, así como de herramienta de promoción; potenciar el conocimiento de los principales mercados emisores; favorecer la coordinación de las entidades públicas en la promoción y crecimiento de la oferta congresual; instrumentar el asesoramiento y apoyo técnico, económico e institucional para la elaboración y presentación de candidaturas nacionales e internacionales; la creación de una marca Andalucía: Turismo de Reuniones y Congresos y la promoción de ésta; o la creación de un foro público-privado de debate, para la elaboración e impulso de cuantas medidas contribuyan a mejorar la competitividad del sector.

-¿Y qué respuesta ha dado la Junta a estas peticiones?

-El acuerdo de colaboración que Turismo firma con Afcan es un primer paso. Sin embargo, opino que quedan bastantes cuestiones por resolver y espero que próximamente se vayan produciendo respuestas. La creación de un comité de expertos para propiciar actuaciones en líneas de mejorar nuestra competitividad lo veo como una respuesta a nuestra demanda.

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios